6 de Marzo, 2019

Escándalos de curas suman y siguen: Uno choca curado en San Fernando y en Osorno indagan abusos sexuales

Escándalos de curas suman y siguen: Uno choca curado en San Fernando y en Osorno indagan abusos sexuales

La Iglesia Católica chilena paree que ya se calcina en los infiernos, dos nuevos escándalos se conocen a menos de 28 horas de descubierto como la Catedral de Santiago se transformó en un motel.


Como si no bastaran lo escándalos perpetrado por curas, frailes y obispos, este miércoles se conocen dos nuevos escándalos protagonizados por curas. El primero se sitúa en San Fernando, donde el sacerdote Jorge Vásquez, párroco de la iglesia Santa Rita de Casia, fue detenido por manejar en estado de ebriedad, durante la madrugada del domingo 3 de marzo. El segundo caso involucra al Obispado de Osorno que sinceró denuncias de pedofilai cometidas por dos curas en los 70 y 90. Los curas acusados ya están muertos.

Cura curado

El relato lo realizó el capitán de Carabineros de la Primera Comisaría de San Fernando, Wladimir Fuentes, indicó que “dos vehículos que venían en movimiento por calle Manso de Velasco hacía el oriente, instancia en que el primer móvil se detiene en el semáforo que está en calle O’Higgins, cuando en forma sorpresiva es chocado por la posterior por el segundo vehículo que es el conductor que iba en estado de ebriedad. El implicado marcó 2,03, lo que es catalogado como conducir en estado de ebriedad”.

La Diócesis de Rancagua informó a través de un comunicado que “el P. Jorge Vásquez ha sido apartado del ejercicio público del ministerio sacerdotal y, por ende, del oficio de párroco para que responda ante la justicia frente al accidente vehicular que protagonizó”.

“El Obispado de Rancagua está preparando los actos administrativos correspondientes”, puntualizó el documento.

Durante la ausencia de Vásquez, fue nombrado como administrador parroquial de Santa Rita de Casia el diácono Juan Bastías.

Osorno y los curas abusadores muertos

Obispado de Osorno dio a conocer dos nuevas denuncias de abuso sexual a menores de edad que habrían ocurrido entre 1976, 1977, 1989 y 1990 y que involucrarían a sacerdotes de esa sureña diócesis. Los abusos fueron cometidos por dos curas -ya muertos- Pablo Böcker y Roberto Koll por abuso sexual y las cuales involucran a menores de edad, tal como lo señala en un comunicado oficial:

“El Obispado de Osorno, en conformidad a lo establecido en las Líneas Guía “Cuidado y Esperanza” de la Conferencia Episcopal de Chile, pone en conocimiento de la comunidad en nuestra diócesis, la existencia de denuncia de dos sacerdotes que presuntamente cometieron abuso sexual en Osorno: una que acúsalas al padre Pablo Böcker-Schepers y otra que apunta al padre Roberto Koll.

La primera fue entregada a la Comisión Scicluna en 2018, por lo que el Obispado de Osoro tuvo conocimiento de ello con posterioridad, y la segunda fue recibida por la Comisión Diocesana de Reconciliación y Escucha, la semana pasada.

Cabe señalar que ambos sacerdotes, cuyas acusaciones datan entre la década de los 80 y 90, se encuentran fallecidos: el padre Pablo en julio del año 2018 en Alemania, y Roberto Koll, el 11 de diciembre de 1999.

El Obispado de Osorno expresa su cercanía con las víctimas, y su dolor ante la situación”, remata la nota de prensa.


recomendados

comenta esta noticia