19/07/2019

Piñera promulga Ley Antiportonazos y pide acelerar la aprobación del control preventivo

Piñera promulga Ley Antiportonazos y pide acelerar la aprobación del control preventivo

Mandatario precisó que con esta ley se “incrementarán las penas de aquellos que cometen estos actos de delincuencia”.


El Presidente Sebastián Piñera visitó este viernes a la familia de Fabián González, un joven de 22 años que murió tras ser baleado por desconocidos frente a su casa en la comuna de Estación Central, lo cual sirvió como escenario para promulgar la ley antiportonazos que aumenta las penas a quienes cometan este delito.

La iniciativa legal fue presentada por el mandatario el 11 de junio de 2018 y fue aprobada a fines de mayo pasado en el Congreso.

El jefe de Estado estuvo acompañado por el ministro del Interior, Andrés Chadwick, y la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, quienes tuvieron un activo rol en su tramitación.

El mandatario precisó que la nueva normativa permitirá combatir “con mayor eficacia los portonazos, incrementará las penas de aquellos que cometen estos actos de delincuencia”.

Además, indicó que hay que tener presente lo ocurrido con Fabián para aprobar los otros dos proyectos que permanecen en el Congreso como es la Ley de Responsabilidad Penal Adolescente y el Control Preventivo de Identidad.

En ese sentido, precisó que “los que asesinaron a Fabián todavía están libres y esa ley nos va a permitir evitar que sigan ocurriendo hechos tan dolorosos”.

En sus cambios más relevantes en el Código Penal, significará un endurecimiento de las penas contra los delitos de robo y receptación de vehículos motorizados, una medida directa para atacar el delito conocido como portonazo.

Es así que a partir de ahora, la apropiación de un vehículo motorizado valiéndose de la sorpresa o la distracción de la víctima, podrá llevar una condena desde los 3 años y un día, a los 5 años, y si se usa violencia o intimidación, se aplicará el tipo penal de robo con violencia o intimidación, con penas desde los 5 años y un día, a los 20 años.

En tanto, si al interior hay un niño o una persona que no pueda dejar el auto por sus medios, el autor del robo arriesga penas que van desde los 10 años y un día hasta 20 años de privación de libertad.

Además, la iniciativa también estipula que la fractura de vidrios con personas al interior es un robo con violencia e intimidación, lo que implica penas de 5 años y un día, a 20 años.

Se agravará la figura de receptación de vehículos motorizados y tendrá una pena de 4 a 5 años si había conocimiento de que se ejerció violencia en la apropiación.

Las denuncias de robos serán incorporadas al registro de Vehículos Motorizados del Registro Civil, especificando los datos del vehículo y las circunstancias en que fue apropiado.


recomendados

comenta esta noticia