08/08/2019

Gobierno reacciona a golpe de diputada Vallejo y anuncia suma urgencia a proyecto de flexibilidad y una indicación para jornada laboral de 41 horas

Gobierno reacciona a golpe de diputada Vallejo y anuncia suma urgencia a proyecto de flexibilidad y una indicación para jornada laboral de 41 horas

“El promedio de 41 horas será la nueva jornada ordinaria, gradual y con especial preocupación por las pequeñas y medianas empresas y para ello se incorporará la flexibilidad y gradualidad”, explicó el titular del Trabajo.


El Gobierno acusó este jueves el golpe propinado por el proyecto de 40 horas laborales que impulsan varios parlamentarios y que fue una moción presentada por la diputada del PC, Camila Vallejo, por lo que el ministro del Trabajo, Nicolás Monckeberg, anunció esta tarde que se pondrá suma urgencia a la iniciativa de flexibilidad laboral que está en el Congreso y que se presentará una indicación para la jornada laboral que permita establecer una de 41 horas.

El secretario de Estado dijo en La Moneda que “el promedio de 41 horas será la nueva jornada ordinaria, gradual y con especial preocupación por las pequeñas y medianas empresas y para ello se incorporará la flexibilidad y gradualidad”.

Monckeberg explicó que “esta indicación incorporará además una jornada semanal de 41 horas promedio que viene a reemplazar la jornada ordinaria actual de 45 horas y que se aplicará a todos los trabajadores en forma gradual para proteger el empleo y provocar el estímulo en la creación de mejores oportunidades y mejor calidad de vida tanto para las grandes empresas como para las pequeñas empresas”.

El secretario de Estado reiteró que el proyecto de 40 horas presenta todas las “rigideces actuales y, por lo tanto, no permite asegurar a los trabajadores que la productividad no vaya a caer ni que les vaya a afectar en sus remuneraciones”.

Sobre la gradualidad de implementación, el titular del Trabajo explicó que esta se hará de forma en que no afecte el empleo y que tenga especial cuidado con las pequeñas y medianas empresas, el cual puede ser en un periodo más extenso que el usado cuando se rebajó de 48 a 45 en 2005 que fue de unos tres años.

La gradualidad será mayor a la implementada el año 2005, porque son más años y porque la situación hoy es completamente distinta y, además, todas las pequeñas y medianas empresas quieren una rebaja de jornada que mejore la calidad de vida de los trabajadores”, señaló Monckeberg.

40 horas un proyecto inconstitucional

También hay que consignar que el Presidente Sebastián Piñera anunció durante la mañana que recurriría al Tribunal Constitucional si se llega a aprobar la iniciativa de 40 horas, pero también avisó la posibilidad de que ambos proyectos puedan fusionarse.

Al respecto, la parlamentaria del PC salió al paso y le pidió al mandatario ser claro en su postura, porque no “puede llamar a dialogar, a converger el proyecto y por otros amenazar con el Tribunal Constitucional al proyecto de 40 horas”.

Es poco claro y también está mintiendo respecto a la reducción de la jornada laboral, porque en primer lugar el Gobierno declaró la guerra al proyecto de 40 horas y le quiero decir al Presidente que las 40 horas no será una moneda de cambio para introducir precariedad laboral”, precisó.

En ese sentido, la parlamentaria comunista fue clara en mencionar que no colocará un proyecto tan transversal como el que respalda para introducir “mecanismos de precariedad laboral, donde se retrocedan derechos laborales que han ido conquistando los trabajadores”.

Vallejo reiteró que el proyecto que impulsa el Gobierno no es de flexibilización, sino que todo lo contrario es de precarización, debido a que “no están reduciendo la jornada, sino que están abriendo paso es que se pueda trabajar incluso más de 45 horas a la semana o más de 13 horas al día”.


recomendados

comenta esta noticia