22/09/2019

Se disipan los miedos para la derecha: Bachelet no quiere ser candidata para un tercer mandato

Se disipan los miedos para la derecha: Bachelet no quiere ser candidata para un tercer mandato

“Todos mis argumentos me dicen claramente: no. NO vas a ser candidata. O sea, no estoy diciendo que los chilenos quieren que yo sea candidata, estoy diciendo de que yo no ando buscando ser candidata. No quiero ser candidata y no voy a ser candidata”, precisa la alta comisionada de los DD.HH. de la ONU.


No quiero ser candidata y no voy a ser candidata”. Así lo asegura la alta comisionada de derechos humanos de la ONU, Michelle Bachelet, ante la posibilidad de presentarse por tercera vez a una candidatura a La Moneda.

Así lo sostiene la exmandataria en una entrevista que será transmitida esta noche por el programa El Informante de TVN, ocasión en que disipa una eventual nueva candidatura presidencial.

En ese sentido, Bachelet asegura que “no, no habrá ningún argumento que me permitiera convencerme. Ni uno”.

Todos mis argumentos me dicen claramente: no. NO vas a ser candidata. O sea, no estoy diciendo que los chilenos quieren que yo sea candidata, estoy diciendo de que yo no ando buscando ser candidata. No quiero ser candidata y no voy a ser candidata”, precisó.

Platas irregulares en su campaña

La actual alta comisionada de DDHH también responde a las acusaciones que hizo el expresidente de OAS, Leo Pinheiro, quien sostuvo haber entregado más de cien millones de pesos a su campaña presidencial.

Al respecto, la exjefa de Estado sostiene que “mi verdad es la misma de siempre. Yo no he tenido, ni tuve nunca vínculos con OAS ni con ninguna empresa”.

Añade que “la verdad es que me parece tan extraño que después de haber tenido él la oportunidad de hablar con la fiscal (Ximena) Chong, si es que había algo o un antecedente, haber entregado esos antecedentes a la justicia chilena”.

Además, pone en cuestionamiento la oportunidad que hizo Pinheiro de dar cuenta en estos momentos ese antecedente, el cual ocurre después que Bachelet diera a conocer un lapidario informe sobre la situación de los DD.HH. en Brasil tras la llegada al poder de Jair Bolsonaro.

Ahora aparezca esta información sobre temas que son bastante especulativos, como lo del Puente de Chacao, que la verdad fue adjudicado durante el gobierno de Sebastián Piñera y no durante el mío. No me explico. No sé si acá hay otro trasfondo de por qué ahora aparece esta información a través de Folha de Brasil. Yo quiero insistir en lo mismo que he dicho siempre. No he tenido ningún vínculo con OAS”, señala.

En cuanto a las críticas que el propio Bolsonaro hizo y que destacó el Golpe de Estado de Augusto Pinochet y la muerte de su padre, la expresidenta explica que “nosotros estamos preocupados, porque creemos que esta reducción del espacio democrático no es solo en Brasil. Está en muchas partes del mundo”.

Sobre el tema. Menciona que “cuando yo entregue… En realidad fue una conferencia de prensa donde se me hizo la pregunta sobre la situación en Brasil y nosotros entregamos la información de lo que tenemos, que es el número de personas asesinadas y la dificultad para la sociedad civil para poder seguir haciendo las cosas que hacía antes (…). Yo me tomo las cosas dependiendo de quien vienen. No sé si me entiende. Entonces, si hay una persona que dice que en su país nunca hubo dictadura, que no hubo tortura, bueno, que diga que la muerte de mi padre por torturas permitió que no fuera otra Cuba, la verdad es que me da pena por Brasil”.

Crisis en Venezuela

La representante de la ONU también hace referencia a la crisis humanitaria, económica, política  y social que atraviesa Venezuela bajo el gobierno de Nicolás Maduro, indicando que “me sorprende lo venezonalizado que está Chile, porque yo tengo que ver con temas de todo el mundo y cada vez que sacamos un informe, no les gusta a los gobiernos (…)”.

Yo les dije a ellos, ustedes creen que soy la Virgen María, que voy a hacer un milagro. Si yo soy alta comisionada. Lo que pasa es que la gente pedía cosas distintas. Pedían que yo fuera creyendo que iba a resolver el problema humanitario. Es otra la instancia de las Naciones Unidas que ve los temas humanitarios, se llama OSHA”, explicó.

Afirmó que “yo a lo que iba a ir era ver los temas de derechos humanos. No iba a ir yo con dinero a resolver problemas, nada de eso. Por un lado, alguna gente esperaba de mí cosas que no correspondían a mi cargo. Yo siempre les decía, a veces en la calle gente me hablaba. Tal vez hubiese sido más útil como expresidenta del punto de vista del diálogo político entre las partes (…), plena democracia (en Venezuela) no, por cierto (…). Hay una crisis humanitaria muy dramática (…)”.

Y añade que “el día que yo me jubile de este trabajo podemos conversar de otra manera. Pero yo soy alta comisionada y quiero mantener mi relación con el Estado venezolano para seguir trabajando y para ayudarlos a resolver la situación crítica de derechos humanos, y como el conjunto de naciones unidas a la crisis humanitaria, porque hay mucha gente que está allá, que no ha salido y que no lo está pasando bien (…). Para Naciones Unidas. Juan Guaidó es el presidente de la asamblea, y el presidente electo es Nicolás Maduro”.

Cuestionamiento por el Ingreso de haitianos

Otro punto que la exmandataria aborda fue el cuestionamiento que el Gobierno de Sebastián Piñera hizo a su llegada a La Moneda respecto al ingreso desmedido de ciudadanos haitianos al país.

Al respecto, Bachelet sostiene que “nosotros teníamos una política migratoria abierta en Chile, no hubo nada en especial, nosotros no tuvimos nada que ver con eso. Entiendo que hubo gente que trató de hacer negocios con ese tipo de cosas (…), creo que se pasaban el dato de un lado a otro. Hubo gente que armó unos chats según decían. Y cobraban”.

Tanto es así que la gente de oposición decía que yo recibía plata. Eso no tiene nada que ver, es todo mentira, naturalmente (…). Podría haberse regulado, pero la verdad es que mientras nosotros estuvimos ahí nos parecía que era un fenómeno que era normal, que podía llegar gente, y empezaron a llegar venezolanos también, ¿y por qué habría que haber regulado solo los haitianos y no…? (…) Lo que hicimos fue mandar una ley para definir mejor”, explicó.

Posición crítica a China

La expresidenta también se refiere a la forma en cómo se abordan los cuestionamientos a los derechos humanos en China, indicando que “como jefa de Estado es muy difícil cuestionar a China en materia de derechos humanos, probablemente, desde este cargo es más plausible…”.

En ese sentido, menciona que “yo creo que como jefe de Estado, uno ve qué prioriza, porque no es solo con China. O sea, Estados Unidos, cualquier país (…). Mire, para serle franca, no hay ningún país que sea perfecto. Todos tienen algún desafío importante. Unos más que otros (…); los estados se relacionan como estados. Ahora, hay momentos en que las personas conversan privadamente sobre ciertas temáticas, pero no necesariamente públicamente”.

Las críticas de Miguel Bosé

Otro punto abordado en la entrevista fue la arremetida que el cantante español Miguel Bosé hizo a través de las redes sociales, pidiendo que visitara Venezuela para conocer en terreno lo que sucedía en ese país.

No sé por qué tuvo esa reacción. La verdad es que me sorprendí mucho (…). O sea, él estuvo en un acto. Un acto. Y cuando iba a Chile, me llamaba. No lo sé, la verdad es que no tengo idea”, sostuvo.

Y agrega que “yo sé que él no lo ha pasado bien en el último tiempo en su vida, ha tenido algunas dificultades personales, pero la verdad es que me sorprendió muchísimo, porque de nuevo, después me escribió disculpándose, pero… disculpándose (…), insistiendo en lo mismo. En esto que yo tenía que ir. Entonces no sé si tendrá algún vínculo personal con alguien de Venezuela que lo hacía estar tan…”.


recomendados

comenta esta noticia