26 de Abril, 2018

Salud bucal: el gran desafío por delante

Salud bucal: el gran desafío por delante

“Me he dado cuenta que en Chile es más fácil comprar un auto que arreglarse los dientes”. La frase corresponde a Don Francisco, cuando en el programa “El informante” comentó su experiencia al reeditar su famosa sección de Sábados Gigantes llamada “Usted no conoce Chile”. El animador visitó los mismos lugares 30 años después para […]


“Me he dado cuenta que en Chile es más fácil comprar un auto que arreglarse los dientes”. La frase corresponde a Don Francisco, cuando en el programa “El informante” comentó su experiencia al reeditar su famosa sección de Sábados Gigantes llamada “Usted no conoce Chile”. El animador visitó los mismos lugares 30 años después para verificar los cambios generados durante ese periodo. Lo que más le llamó la atención fueron los grandes avances que presentaban esas localidades, menos en salud dental, donde el país no muestra ni un atisbo de desarrollo. “Chile no tiene dientes rurales”, fue la tajante afirmación del popular animador.

Las cifras hablan por sí solas. Según un informe del Ministerio de Salud, hoy en día la lista de espera para una consulta de especialidad, a agosto de este año, es de un total de 1.620.512 personas, de las cuales 411.179 corresponden a especialidades odontológicas. Es decir, el 25% del total de la lista lo conforman pacientes con problemas de salud bucal.

Como Colegio de Cirujanos Dentistas creemos que hay un difícil desafío que es revertir estas alarmantes cifras sobre atención odontológica considerando que han venido creciendo casi exponencialmente. A enero de 2016, había 367.907 pacientes en lista de espera, y en marzo de 2015 eran 322.997 personas.

Bien sabemos que los recursos son limitados, pero los gobernantes deben asumir que esta área supera otras especialidades médicas, como oftalmología, otorrinolaringología y traumatología. Según el mismo informe del ministerio, la atención odontológica es la que mantienen el mayor volumen de interconsultas en espera, concentrando el 40,88% del total de la lista de especialidades médicas.

¿Es posible abordar con eficacia el grave problema que significa una ausencia de una política de salud bucal en Chile?

Pensamos que sí. El nuevo gobierno deberá realizar una fuerte inversión en profesionales especialistas y equipamiento que permitan a través de planes anuales extraordinarios disminuir estas listas de espera, creando en todo el país unidades especializadas odontológicas adosadas a los consultorios, de manera que los pacientes, en vez de esperar la hora en un hospital, lo hicieran en la Atención Primaria de Salud.

Su ejecución es factible, pues se trata de un plan realista e innovador y de alta rentabilidad social. Según la Fundación Sonrisas, organización que analiza temas de salud bucal en Chile, en la lista de espera para consultas odontológicas el 56% se concentra en el grupo etario de entre 15 y 64 años. Es decir, un problema que aqueja principalmente a la población joven que está en su mejor potencial de crecimiento, formación educacional e inserción laboral y productiva, por lo que es rentable socialmente.

Sobre el autor:

Presidente del Colegio de Cirujanos Dentistas de Chile

comenta esta noticia