Y ahora… ¿Qué Leo?

0
187

Luego del capítulo de Tolerancia 0 emitido este domingo, muchos criticaron el actuar de su panelista, Fernando Villegas, quien con su frase “pasó la vieja” se refirió a la falta de justicia que pide Carmen Quintana, una de las victimas del “Caso Quemados”.

Las repercusiones fueron inmediatas, incluso llegó a ser tendencia nacional en Twitter. #Pasólavieja.

Pero no todo quedó ahí, la librería Que Leo de Ñuñoa, ubicada en la calle Simón Bolívar, decidió, bajo la responsabilidad del propio dueño de la sucursal, Guillermo Maza, bajar y devolver todos los libros de Villegas a la editorial correspondiente.

Viilegas fiel a su estilo frontal a modo de justifación de sus dichos en el programa de Chilevisión: “Me importa un cuete que una librería de barrio no venda mis libros (…)Yo no estoy para hacer de loquero de todos los que se sientan ofendidos. ¿Por qué se molestan conmigo cuando la propia Quintana dijo que nadie le da bola? ¿Por qué me acusan a mí? La gente que se ofende debería tener más cuidado para atender lo que se dice”.

Cabe mencionar que esta actitud solo se vio reflejada en la sucursal de Ñuñoa. Villegas por su parte respondió diciendo que no se da por aludido respecto a la decisión de la librería y que “me importa un cuete que una librería de barrio no venda mis libros”. Sentenció el escritor y panelista de Tolerancia 0.

La librerías “Qué Leo” operan bajo el modelo comercial de franquicia.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí