Estado Islámico dinamita templo de Baal, en Palmira

0
291

“Fuentes fidedignas informaron al Observatorio Sirio de Derechos Humanos que el Estado Islámico hizo volar el templo de Baal situado en la ciudad arqueológica de Palmira”, aseguró la ONG, según reportan agencias internacionales. Yihadistas del grupo radical Estado Islámico destruyeron el histórico templo de Baal, que estaba protegido por ser Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

El Observatorio precisó que los radicales emplearon una gran cantidad de explosivos para destruir el templo e indicaron que este fue destruido hace casi un mes según habitantes de la localidad que lograron huir.

La destrucción del templo se conoce cinco días después de que el EI ejecutara al antiguo responsable de la Dirección General de Antigüedades y Museos en Palmira, Jaled al Asaad, por considerarlo el “director de los ídolos” de esta localidad.

El destacado arqueólogo, que fue decapitado en público y su cadáver colgado, fue también acusado por el EI de representar al régimen del presidente sirio, Bachar al Asad, en “congresos apóstatas”, en referencia a las conferencias internacionales sobre antigüedades.

Recordemos que en junio pasado, activistas habían advertido de que miembros del Estado Islámico habían colocado explosivos en las ruinas. Una información que, posteriormente, fue confirmada el régimen sirio. Desde el pasado febrero, los radicales del EI han destruido en las zonas que dominan en Irak varios sitios y museos arqueológicos.

El templo de Baal
Palmira es considerada por la Unesco una reliquia única del siglo I a. C y una pieza maestra de la arquitectura y del urbanismo romano, por las columnas de su famosa calle principal y el templo de Baal.

El Centro de Documentación Arqueológico Sirio reseña que “Baal-Shamin era un dios de origen fenicio, que disputaba la importancia y rango al mismísimo Bel. Como Bel, también formaba tríada, compartiendo su santuario con los locales Aglibol y Malakbel, y fue asimilado a Zeus por los griegos. Calificado de ‘Señor de los Cielos’, se le representaba como una gran águila cuyas alas extendidas cubrían el sol, la luna y las estrellas. Sus símbolos eran el rayo y la espiga”.
}templo de ball aleph
“Su templo, reconstruido en el 139 d C sobre el emplazamiento de otro anterior, presenta la típica estructura romano-siria, con pórtico in antis de cuatro columnas monolíticas en primera fila, dos detrás (todas con sus consabidas peanas al gusto del lugar), y pilastras adosadas a los muros laterales”.

Ahora sólo quedan el recuerdo de las crónicas y las fotogafías del patrimonio arquitectónico que ha sido destruido

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí