Fue el pasado 17 de agosto que el síndico de quiebras Herman Chadwick, encargado de liquidar los predios del empresario Patricio Wiesner (San Diego, Santa Elena y Santa Cecilia), fue a declarar en calidad de imputado aunque en esa oportunidad se acogió a su derecho de guardar silencio.

Los terrenos fueron vendidos en un valor de $6.500 millones a Caval, firma controlada en un 50% por la nuera de la Presidenta Michelle Bachelet, Natalia Compagnon, y luego comprados por el empresario Hugo Silva en $9.500 millones.

En la indagatoria se busca aclarar la millonaria comisión que recibió el ex operador político de la UDI, Juan Díaz, la que ascendería a $415 millones.

La diligencia es encabezada por el fiscal Luis Toledo, quien volvió a asumir la causa luego de su frustrada postulación al cargo de Fiscal Nacional.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí