Cómo detener conductas destructivas en los perros

0
378

Esto puede ser un gran problema para la mayoría de los dueños de mascotas, ya que se verán afectadas sus pertenencias y su hogar. Para poder mejorar esta conducta que se puede tornar destructiva, es importante primer reconocer las razones por las que tu perro se comporta así.

Los perros muerden o destrozan objetos a causa de:

En cachorros puede ser a causa del nacimiento de los dientes: Cuando esto sucede la mascota siente mucha picazón , por lo que busca aliviarla al morder todo lo que encuentre en su camino.

Aburrimiento: Una mascota que no tiene mucha actividad física acumulará la energía y la liberará a través de conductas destructivas.

Ansiedad: La falta de juego, ejercicios y la ansiedad por separación lleva a la mascota a un estado de estrés donde morder y destruir es una forma de llamar la atención.

¿Cómo reconocer la causa?

Si tu perro muerde todo lo que lo rodea así estés en casa, la causa es aburrimiento. La solución a esto por supuesto es el juego y las actividades físicas. También puedes probar con juguetes hechos para resistir todas las mordeduras de tu mascota.

Por otro lado cuando tu mascota muerde un lugar en específico, sobre todo donde lo dejas cuando sales de casa, puede significar que su comportamiento viene de la ansiedad por separación. Esta condición afecta a la mayoría de perros que pasan mucho tiempo en casa.

La mejor forma de ayudar a tu perro si esta es la causa, es la socialización y la implementación de formas naturales para aliviar su ansiedad, como las Esencias Florales de Bach Ansiedad, gotas que controlan el comportamiento y estado de ánimo de tu mascota.

Corrígelo y edúcalo

Para que tu mascota entienda que está mal morder las cosas, debes corregirlo apenas los veas en el acto. La forma más indicada es diciendo NO y golpeando algo que haga un sonido fuerte. Una vez el perro reaccione dale un juguete para morder.

Existen también herramientas como el Pet corrector, dispositivo que permite corregir comportamientos no deseados a través de un silbido que distrae al perro cuando realiza una acción inadecuada.

Otra herramienta muy útil es el Fooey, un producto que se puede aplicar donde el perro muerde más. Al aplicarlo estás dejando un sabor amargo en los lugares, lo cual detendrá la conducta.

Fuente: universomascotas.co

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí