Investigación en Sename por muerte de niño de tres años de un centro en Ñuñoa

0
167

El Servicio Nacional de Menores (Sename) investigará la muerte de un niño de tres años que estaba al cuidado de uno de sus centros en Ñuñoa, luego de que denunciaran negligencia del personal, situación que fue rechazada por la propia institución.

James Gaete falleció la semana pasada tras ser internado por una neumonía derivada de una patología hepática por la que fue trasplantado en junio.

Tras la muerte del menor, que vivía desde hace dos años en la Casa Nacional del Niño, los paramédicos de una empresa externa acusaron negligencia del personal del recinto.

Katherine Medina recalcó que “es un niño inmunosuprimido, que tiene sus defensas bajas, que cualquier bicho lo atacaba altiro. Informamos de que él estaba con síntomas y ellos no lo trajeron al hospital, hicieron caso omiso de lo que nosotras decíamos”.

Su compañera Marcela Villalobos recordó que “en los nueve meses que yo estuve con él, la doctora del Sename lo vio una vez, las otras veces todas eran por secretaría”.

“Las tías venían, le daban los medicamentos y la doctora no venía, sino que mandaba la indicación con ellas”, precisó.

La madre del niño, Anita Tamayo, dijo que “Lo único que quiero es que se sepa la verdad y que mi hijo descanse tranquilo, porque si pasó algo malo y mi hijo se murió por culpa de terceras personas obviamente que yo quiero que se haga justicia”.

 

SENAME PIDE INVESTIGACIÓN

Ante estas declaraciones, la directora (s) regional Metropolitana del Sename, Ximena Contreras, manifestó que “eso es absolutamente falso, él recibió absolutamente todo lo necesario. Nosotros tenemos un equipo multidisciplinario y James desde el momento en que llegó a Casa Nacional llegó con una situación de diagnóstico crónico y ante esa situación James estuvo hospitalizado más de 15 veces, estuvo con servicios de urgencia, lo llevamos a urgencias alrededor de 11 veces”.

“Estuvo todos los días, o cada dos días, con controles médicos”, agregó Contreras, quien no descarta la presentación de una querella por injurias.

Desde el Hospital Calvo Mackenna, su director (s), Michel Royer, destacó el tratamiento constante y la coordinación con el Sename en relación al cuidado de James.

“Tenemos la certeza de que tuvimos bastante adherencia a los controles, el paciente en particular venía a sus controles regulares como lo hacen los otros pacienteshubo un compromiso efectivo entre instituciones para tratar de otorgar el máximo de atenciones de salud, tanto en los ciudados del hogar como en los controles que se realizaban rutinariamente en nuestro hospital”, sostuvo.

Pese al rechazo a las posibles irregularidades, el Sename pidió investigar y se querelló contra quienes resulten responsables de la muerte del menor.

 

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí