El vicepresidente de Evolución Política, Luciano Cruz-Coke, tuvo la responsabilidad de representar a su partido político en el comité de los lunes en La Moneda. Una cita complicada, ya que se debía tratar la nominación del embajador de Argentina, hermano del Presidente, Sebastián Piñera.

Una nominación que, a diferencia de lo esperado, fue justificada por el ex ministro de la primera administración de Sebastián Piñera, quien avaló el nombramiento en base a las capacidades que tiene Pablo Piñera para el cargo.

El actual parlamentario dijo que “Pablo Piñera no ha sido una persona de la coalición de Chile Vamos, es alguien que trabajó en distintos cargos durante los gobiernos de la Concertación, es una persona que tiene todos los merecimientos pare ejercer un rol tan importante como embajador de Argentina y evidentemente se crea una suerte de alerta pública por ser el hermano del Presidente, pero acá se ha hablado con mucha liviandad de nepotismo”. A esto, sentenció Cruz-Coke que hay un problema más estético que ético.

Al ser consultado sobre el proyecto de Ley que iba a promover el senador Felipe Kast (fundador del partido) contra el nepotismo, el diputado aseguró que “El proyecto de ley lo que señala claramente es que se debe informar acerca de las relaciones evidentemente que existen en caso que sean familiares, sin embargo, en este caso no concurre ningún interés distinto del de poner a una persona con todas las competencias para el cargo de embajador, no podemos hablar de nepotismo en este caso”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí