Como una tragedia grave y en donde se exige que funcione plenamente el Estado de Derecho, el senador por la zona, Kenneth Pugh, se refirió a la situación que afectó a Quintero. “Deben concurrir las policías especializadas, la brigada del medio ambiente con un fiscal especializado en estos temas para determinar si aquí efectivamente ha ocurrido un delito medio ambiental y que se sancione como corresponde”, planteó.

Además, llamó a mejorar las medidas para alertar a la población y lograr que los efectos negativos se vean aminorados. “No podemos dejar a la población expuesta a riesgos medio ambientales de esta naturaleza, los gasees tóxicos pueden mater a las personas”, agregó el parlamentario.

“Tenemos que entender la gravedad de los hechos agradeciendo que estos no hayan cobrado vidas, pero no por eso no actuar con fuerza para que le Estado de Derecho, la institucionalidad medioambiental y la comunidad rechacen plenamente lo ocurrido”, finalizó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí