Estados Unidos convocó para este miércoles al Consejo de Seguridad de la ONU, para analizar la crisis de Nicaragua, a pesar de la oposición de varios Estados miembros. La cita será la primera ocasión en que el máximo órgano de decisión de Naciones Unidas analice oficialmente la situación del país centroamericano.

EE.UU., que este mes preside el Consejo de Seguridad, decidió organizar la reunión a pesar del “no” de varios países como Bolivia, Rusia o China, que defendían que la crisis en Nicaragua no plantea una amenaza para la paz y la seguridad internacional.

“Si no creen que Nicaragua es una cuestión de paz y seguridad, les pido que hablen con los nicaragüenses”, respondió tras escuchar esa postura Nikki Haley, la embajadora estadounidense ante la ONU. “¿Cuánta gente tiene que morir para que se convierta en una cuestión de paz y seguridad?”, insistió la diplomática.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí