Gobierno y algunas eléctricas acuerdan pagar $10 mil a cada dueño de medidor que cambie por uno inteligente

0
260

Luego de la polémica generada por el recambio de los medidores eléctricos por unos inteligentes, el Gobierno llegó a un acuerdo voluntario con las empresas Enel, Grupo Saesa y Chilquinta para que entreguen un incentivo de $10 mil a los propietarios de medidores antiguos que los cambien por los dispositivos inteligentes.

Así lo dio a conocer la ministra de Energía, Susana Jiménez, quien aseguró que “estamos muy satisfechos por la rápida respuesta de las compañías Enel, Saesa y Chilquinta, quienes han aceptado el llamado voluntario de generar incentivos para que la modernización energética llegue cuanto antes a los hogares chilenos con una mejor calidad de suministro. Esto se traducirá en el pago de $10 mil a cada propietario de medidores antiguos que esté dispuesto a cambiarlos por los medidores inteligentes”.

En ese sentido, la secretaria de Estado dijo que el pago de estas tres compañías beneficiará a más de 2,4 millones de hogares.

La secretaria de Estado explicó que los detalles de la forma de pago del incentivo, los protocolos de aviso, recepción y reposición, se están definiendo en la Mesa Técnica, que lidera la Comisión Nacional de Energía (CNE), e integran la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC), y los ejecutivos de las empresas Enel, Grupo Saesa, Chilquinta, Fenacopel y CGE.

La ministra también enfatizó que la Mesa Técnica seguirá trabajando, como lo ha hecho hasta ahora, en temas como la definición de otros incentivos para impulsar el recambio tecnológico, protocolos de solicitud, aviso y recepción del cambio de medidor, priorización de respuesta a solicitudes de cambio de medidor y campañas de información sobre el proceso.

Sabemos que el recambio implica un importante esfuerzo en informar y orientar a las personas de los beneficios de los medidores inteligentes, que se traducen en tener menores interrupciones de electricidad y una más rápida reposición. Por eso mantenemos nuestro llamado al resto de las distribuidoras eléctricas a que sumen a este desafío país de apurar la modernización”, agregó.

La decisión de las empresas se concreta apenas dos semanas después de que la titular de Energía anunciara un paquete de medidas para incentivar el recambio de medidores, en que invitaba a las empresas a “explorar” incentivos concretos, y entregarles a los usuarios del dispositivo inteligente un menú tarifario que les permita cambiar sus hábitos de consumo para ahorrar.

Las medidas anunciadas también apuntan a que las empresas distribuidoras prioricen el recambio de medidores de quienes así lo soliciten, así como el caso de consumidores que se acojan a la Ley 20.571 de generación distribuida, tan pronto como requieran una nueva conexión.

Para lo anterior, deberán implementar una plataforma en su sitio web para que los usuarios puedan requerir el reemplazo del medidor correspondiente.

Este recambio de medidores inteligentes se ha realizado en la gran mayoría de los países desarrollados, y responde a la nueva era energética en que las personas pasamos de ser meros consumidores a productores de energía, a través de la generación-distribuida, o a almacenar energía como permite la electromovilidad”, afirmó.

Hasta el momento son tres las empresas que llegaron a este acuerdo con el Ministerio, precisando que todavía se sigue conversando con las otras compañías para ver una forma de compensar a quienes son propietarios de medidores antiguos y se cambien a los inteligentes.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí