El Administrador Apostólico de la Arquidiócesis de Santiago, Celestino Aós, pidió este martes a los fieles cristianos a no quedarse en la “sombra” en referencia a la crisis que atraviesa la Iglesia Católica tras las denuncias de abusos sexuales contra menores cometidos por sacerdotes.

Así lo dio a conocer luego de sostener una visita protocolar al Palacio de La Moneda y reunirse con el Presidente Sebastián Piñera.

Al respecto, el religioso fue consultado sobre la situación que afecta a la iglesia, indicando que “siempre vive crisis y siempre vive momentos de gloria. A mí no me cabe duda que en Chile en este momento hay mujeres y hombres santos de la talla de Alberto Hurtado, de la talla de Teresita de Los Andes, que aparezca más el mal, lo errores, los abusos, es cierto y no lo puedo negar y lo rechazo absolutamente, pero no podemos quedarnos mirando solo la parte de la sombra”.

En ese sentido, explicó que en su visita al Vaticano para reunirse con el Papa Francisco, el Santo Padre le insistió en que hay que “mirar la parte hermosa, la parte positiva de nuestras parroquias, de nuestras comunidades”.

Hay tanta gente que trabaja sinceramente, hay tantos jóvenes generosos, hay tantos matrimonios que se esfuerzan por ser fieles, hay tantas personas generosas que acogen a un anciano, que cuidan a un enfermo, hay tanta gente buena en todas partes si la encontramos ahí, pero no es gente que hace ruido”, sostuvo.

Requerido para en su opinión poder sacar de las sombras a la Iglesia, Aós dijo que “mirando a alguien que estuvo en la sombra, pero que también estuvo en el sol, mirando a Jesucristo”.

Además, precisó tajante que “no somos una empresa, no tenemos intereses que haya que cuidar. Nosotros estamos celebrando en esta Semana Santa a Jesucristo a quien rechazaron, torturaron y clavaron en una cruz y él dijo ‘cuando sea levantado en alto todo lo traeré a mi’ y la iglesia trata de ser fiel a Jesucristo y al evangelio”.

Sobre la forma en recuperar la credibilidad como institución, el obispo afirmó que esto se hace a “medida que seamos mejores cristianos, porque un buen cristiano es un buen ciudadano”.

Asimismo, Aós buscó la forma de explicar lo expresado en una entrevista en el diario El País de España respecto a que la iglesia ha mentido para protegerse.

No creo haber dicho y no se si usted me está citando a mí o citando una frase con sus palabras. Yo dije que en algunos casos se había buscado proteger más a la institución que proteger a las victimas y esto es evidente y lo sigo manteniendo que hubo momentos y casos que se pensaba más en proteger a la institución, que no se pierda el buen nombre (…), pero que haya dicho que se ha mentido expresamente creo que nunca lo he dicho”, expresó el religioso.

En esa línea, Aós dejó claro que las víctimas “siempre serán prioritarias”, añadiendo que “nosotros no protegemos en principio instituciones por sagradas que parezcan, nosotros tratamos con personas y cada persona desde la Cruz de Jesucristo que estamos celebrando cobra su dignidad”.

Todas las personas tenemos la dignidad de ser hijos de dios redimidos por Jesucristo y por eso nosotros queremos proteger a todas las personas y especialmente a las más vulnerables, la tragedia es que como ustedes ven en algunos casos se ha invertido totalmente el Evangelio y lo que tenía que ser una buena noticia para la persona se  convirtió en un abuso, se convirtió en una crueldad hacia ella y nosotros tenemos que acoger, tenemos que cuidar, tenemos que ayudar a esas personas”, arguyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí