16/08/2019

IGLESIA // Otra de los curas: En Argentina denuncian a religioso chileno por abusar de un alumno en Liniers

IGLESIA // Otra de los curas: En Argentina denuncian a religioso chileno por abusar de un alumno en Liniers

Se trata de Nelson Pérez Jerez quien en Chile está implicado en la falsificación de certificados de defunción de menores con discapacidad y de abuso sexual cuando era director del hogar San Ricardo.


Un nuevo caso de abuso contra un menor ha puesto una vez más a los curas en el centro de las críticas y cuestionamientos, ya que en Argentina están denunciando a un religioso chileno de cometer fechorías en contra de un estudiante de un colegio parroquial de Liniers.

Se trataría de un cura chileno que fue apartado de su cargo en el establecimiento educacional, debido a que fue acusado de abusar de un joven que integra el grupo de misioneros de la institución.

Según señala Crónica de Argentina, el religioso sería Nelson Pérez Jerez, quien tendría antecedentes en Chile relacionados con abusos sexuales como también la falsificación de certificados de defunción de menores con discapacidad.

De acuerdo a la información, el sábado 13 de julio los voluntarios habían pedido permiso a las autoridades del Instituto San José, en Murguiondo y Emilio Castro, para usar la cocina y preparar empanadas en el marco de una nueva campaña solidaria y que se extendió hasta la madrugada del domingo.

En ese momento, el cura se unió al grupo de jóvenes en la cocina y manoseó en varias oportunidades al denunciante, lo cual hizo ante la mirada del resto de sus compañeros y de otro párroco presente.

Luego de las 12 de la noche, Nelson Jerez bajó de su habitación en un estado alcohólico bastante intenso y comenzó a hacer chistes a los chicos del grupo, de los cuales 3 eran chicas mayores, un chico mayor, 6 chicos menores y yo. A las chicas les dijo en ‘broma’ que iban al Grupo Misionero para estar conmigo y verme porque soy un pibe lindo. Después toqueteaba a los chicos (el pelo, los hombros) y constantemente se acercaba a mí y me hablaba“, señala el denunciante.

Ante la insistencia, los muchachos y el otro religioso le pidieron a Jerez que se retirara a sus aposentos y “riéndose se acercó y me agarró fuertemente del culo. Mis compañeros del grupo lo vieron y se acercaron, pero en el medio de esa situación, volvió a pasar y me agarró nuevamente el culo… Yo estaba muy nervioso y me quería ir, porque me sentía muy mal, pero no podía porque estaba con los chicos y necesitábamos terminar de cocinar“.

A pesar del intento de las autoridades de minimizar lo acontecido, la denuncia fue interpuesta en tribunales argentinos y los familiares del muchacho apuntan a los directivos del instituto de encubrir las acciones de este cura.

A través de un comunicado, el instituto señala que “en forma inmediata las autoridades de la congregación y del colegio decidieron separar al sacerdote de toda responsabilidad y tarea, hasta tanto el tema sea debidamente aclarado“, pero el paradero actual del acusado se desconoce, mientras que el otro sacerdote presente esa noche también fue alejado de sus funciones.

Hay que mencionar que Pérez Jerez tiene antecedentes en Chile cuando estuvo al frente del hogar San Ricardo de Santiago que trabaja con niños discapacitados, apuntado de falsificar actas de defunción de los menores como también acusaciones por abuso sexual.

El cura fue director de este establecimiento entre 1993 y 2013, pero en 2014 la congregación decidió enviarlo a Argentina ante las denuncias hechas en su contra.

El hogar San Ricardo emitió un comunicado el pasado 2 de agosto, en el que se señala que:

El Hogar San Ricardo, que pertenece a la Fundación de la Obra don Guanella, informa a la comunidad que ha recibido información sobre supuestas situaciones irregulares que habrían ocurrido en dependencias administradas por la congregación, algunas de las cuales podrían ser constitutivas de delito en el ámbito civil y canónico. Estos antecedentes fueron proporcionados por un equipo periodístico de investigación, y se detallan a continuación:

“Según la información recibida, el sacerdote Nelson Jerez, ex director de la institución, habría cometido presunto abuso sexual en contra de menores residentes en hogar de la Obra y habría conocido irregularidades en actas de defunción de algunos menores.

El sacerdote Jorge Domínguez, ex director de la institución, según lo señalado, habría cometido presunto abuso sexual en contra de menores residentes; extorsión, abusos y malos tratos al personal.

El religioso Rolando Contreras, por su parte, habría cometido maltrato físico en contra de niños y jóvenes residentes en el hogar.

También se indica que una profesional del ámbito de la salud, identificada con las iniciales VO habría cometido irregularidades en relación a algunas actas de defunción de menores que residían en institución dependiente de la Obra don Guanella.

En virtud de la gravedad de los antecedentes, la congregación de los Siervos de la Caridad ha activado todos los protocolos correspondientes.

El director del Hogar San Ricardo, Padre Jorge Poblete, ha denunciado los hechos que se le han informado a la Fiscalía. Además, se dará inicio a investigaciones previas canónicas en los casos que corresponda, con el objetivo de que se esclarezcan los hechos, y se determinen las responsabilidades.

Nuestra comunidad rechaza cualquier tipo de abuso o maltrato y se reconoce como defensora de la vida, promotora del respeto, de la integración, de la visualización y de la inclusión.

Reafirmamos nuestro más absoluto compromiso con un pronto esclarecimiento de la verdad.

Para la recepción de cualquier información que aporte a la investigación el correo electrónico es testimonios@hogarsanricardo.cl”.


recomendados

comenta esta noticia