02/12/2019

Gobierno cambia enfoque para salvar proyecto de protección de infraestructura crítica por las FF.AA.

Gobierno cambia enfoque para salvar proyecto de protección de infraestructura crítica por las FF.AA.
INFOGATE/MEE

Optaron por bajar la vía de modificación de ley orgánica constitucional, e ir por una reforma constitucional que empezó a discutirse hoy mismo en la comisión respectiva.


Luego de intensas jornadas de discusión tanto en la Comisión de Defensa del Senado como en diversas instancias públicas, el Ejecutivo desistió finalmente de presentar una modificación de ley orgánica constitucional de las Fuerzas Armadas para permitir que estas puedan resguardar la infraestructura crítica, optando por el camino de una reforma constitucional, a fin de darle viabilidad al fondo del proyecto original.

La iniciativa, así, fue congelada y dejada en estado pendiente en la Comisión de Defensa este lunes en la mañana, siendo para todos los efectos desestimada por el gobierno, quien a contar de este mismo día comienza a centrar sus esfuerzo en la comisión de Constitución, Legislación y Justicia, en la cual se abordará el tema, con las indicaciones que incluirá el ejecutivo en el proyecto original, junto a otras 4 iniciativas parlamentarias (tres de ellas ya presentadas y otra en proceso de serlo), con la eventual opción de fundir en un solo cuerpo los contenidos de todo0s los cuerpos.

Lo anterior, aprovechando que el fondo de la idea de cada una de estas iniciativas ha generado una amplia acogida tanto en los partidos de Chile Vamos como oposición e, incluso, sectores del Frente Amplio, y es el asignar a las Fuerzas Armadas la protección de infraestructura crítica para liberar efectivos de carabineros hacia tareas de mantención del orden y seguridad en las calles.

En este contexto, además, y considerando también lo indicado en estos proyectos, senadores de la Comisión de Defensa ya hablan de un nuevo estado de excepción constitucional “en un rango menor”, tentativamente nombrado Estado de Alerta Constitucional, que abriría las puertas al despliegue de las FF.AA. pero en un contexto sumamente acotado, bajo pleno control civil, con reglas clarificadas, dejando el control de la seguridad en las calles a la policía uniformada y sin restringir derechos constitucionales.

Tensa jornada

La reunión del comité senatorial de defensa se desarrolló a contar de las 10.30 horas de este lunes a puertas cerradas en la sede del Congreso en Santiago, en la cual los representantes del gobierno remarcaron que sólo buscan darle viabilidad a la iniciativa anunciada por el Presidente Sebastián Piñera.

Así, a la salida del encuentro, el ministro de Defensa, Alberto Espina, señaló que “para nosotros, que sea ley orgánica, que es lo que creemos que correspondía, pero si es reforma constitucional y permite la aprobación es lo importante y relevante”.

“Enamorémonos de los objetivos, los instrumentos que se usan son parte del legítimo debate parlamentario. Si es una reforma constitucional la que definitivamente logra que aprobemos rápido este proyecto, bienvenido sea“, recalcó la autoridad.

Por su parte, el senador (PS) Juan Pablo Letelier, explicó que el ministro Espina “nos dijo que iban a dejar pendiente el proyecto presentado acá y avanzar en la discusión con la comisión de Constitución, Legislación y Justicia para ofrecer una reforma constitucional”.

Añadió que en el Gobierno “quieren proponer un nuevo estado de excepción que sea en un rango menor, es decir, donde las Fuerzas Armadas sólo puedan ser destinadas al interior del país para cuidar infraestructura crítica, pero que en ningún momento asumen responsabilidades de orden público (…) Diría que, para términos prácticos, el proyecto de ley que presentó el Gobierno la semana pasada está muerto”.

Otro de los puntos que queda por discutir es la exención de responsabilidad penal planteada en el proyecto original presentado por el Gobierno.

En tanto el senador (UDI) y presidente de la Comisión de Defensa de la Cámara Alta, Víctor Pérez Varela, señaló que “se concordó tramitarlo (la iniciativa gubernamental) como reforma constitucional; por lo tanto, este proyecto queda stand by en la Comisión de Defensa. Ya hablé con el presidente de la Comisión de Constitución para que a la brevedad empecemos a trabajar en las reformas constitucionales que sobre este mismo tema existen en la Comisión de Constitución desde la semana pasada y, por lo tanto, el Gobierno y otros senadores pueden hacer indicaciones sustitutivas”.

Asimismo, comentó sobre este nuevo proceso lo siguiente: “¿Cuál es la diferencia?, que se determina un nuevo estado de excepción, que algunos llaman Estado de Alerta, que tiene como características que el orden público no se entrega a las Fuerzas Armadas, sino que se dedican solamente a una función específica que es cuidar infraestructura crítica”, añadió.

A su vez, el senador independiente Pedro Araya fue tajante al hacer un llamado al gobierno “para que de una vez haga las cosas bien (…) Cuando este proyecto se presentó, planteamos desde un primer minuto que tenía una serie problemas: un tema de constitucionalidad; había un problema con las eximientes penales; la forma como se definía la infraestructura crítica”.

Explicó que, en esta línea, “a raíz de la experiencia de esto y la situación que está viviendo el país hoy, el gobierno pueda actuar en la línea correcta de proponer soluciones que la gente pueda entender, y que tengan viabilidad legislativa y también viabilidad legal, de tal forma de no perder el tiempo como ocurrió estos días, que perfectamente se pudo haber discutido la reforma constitucional”.

Por ello precisó, al referirse al propuesto Estado de Alerta, que “si uno entiende que es un estado que no va a afectar garantías constitucionales, que no le entrega a las FF.AA. facultades de orden público sino más bien tienen que ver con resguardo de infraestructura crítica y liberar carabineros de estas tareas, me parece que puede ser una salida”.

Por su parte, el senador independiente Kenneth Pugh, coautor de dos de las iniciativas parlamentarias que abordan el resguardo de infraestructura crítica por parte parte de las FF.AA., señaló que se busca una reforma a la Constitución del artículo 42, creando el 42bis, “para declarar el Estado de Alerta: ante la presunción del ataque a infraestructura crítica emitida por el sistema de inteligencia del Estado, el presidente tenga facultades para disponer el despliegue preventivo de FF.AA. que leas protejan, y así evitar catástrofes (…) limitando el accionar de estas exclusivamente a estos recintos y dependiendo de una autoridad militar, y así permite que el orden público siga siendo mantenido por el Ministerio del Interior”

Especificó que “el proyecto contempla el ejercicio de derecho que tenemos; nadie puede estar sobre la ley, por lo tanto, las reglas de uso de la fuerza, que tienen validez jurídica, tendrán que ser consideradas por aquellos que tengan que ser sometidos a proceso en caso de que excedan el reglamento que está dispuesto y también las reglas del uso de fuerza”.

Consultado acerca de si el gobierno se apresuró en este tema, en vez de discutir previamente con los parlamentarios, comentó que “el gobierno está plenamente convencido, y así lo creemos, que la forma en que lo hizo es plenamente correcta, y está bien. Pero, como queremos un amplio consenso y las reformas constitucionales exigen mayorías más grandes, es una buena forma de mostrar que estamos todos de acuerdo en esto”.

Posteriormente, el presidente de la Comisión de Constitución, el senador Felipe Harboe adelantó que “hoy en la tarde vamos a estudiar tres mociones que son cambios a la Constitución, una de ellas habla de seguridad estática. Pero mientras no haya un nuevo texto del Ejecutivo, no vamos a conversar con el Gobierno, somos bien rigurosos en eso en la Comisión porque vamos a invitar a constitucionalistas para hacer un estudio serio y existan definiciones claras”.

En tanto, el senador Francisco Chahuán reconoció ser partidario de la fórmula alcanzada, indicando que “somos partidarios de que los militares puedan cuidar esta infraestructura vital en casos de crisis, pero siempre haciendo una modificación a la Constitución. Siempre nos opusimos a hacer los cambios a la LOC. Por eso patrociné dos mociones que esperamos que una de ellas sea patrocinada por el Ejecutivo”. Una de estas mociones entrega una función adicional a las FF.AA., y la otra genera un estado de alerta.

Complementariamente, el senador (UDI) Iván Moreira reiteró que “el Presidente debe decretar zona de estado de emergencia para que los militares velen por los lugares más vitales para el funcionamiento del país considerando que no podemos esperar más días, los mismos que nos demoramos en tramitar este proyecto u otro”.

Lo que se analizará en la Comisión de Constitución

Junto con analizar lo acordado en la Comisión de defensa la mañana de este lunes, los integrantes de la Comisión podrían también estudiar las ideas matrices de las siguientes mociones recientemente ingresadas por congresistas oficialistas:

– Proyecto de reforma constitucional, que permite el empleo de fuerzas militares en el resguardo de infraestructura crítica (Boletín N° 13085-07). Moción del senador Francisco Chahuán.

– Proyecto de reforma constitucional que regula estado de alerta para prevenir daños a infraestructura crítica (Boletín N° 13086-07) Moción de los senadores Carmen Gloria Aravena y Kenneth Pugh.

– Proyecto de reforma constitucional que faculta al Presidente de la República para declarar estado de alerta destinado al resguardo de la infraestructura crítica (Boletín N° 13087-07) Moción de los senadores Carmen Gloria Aravena, Kenneth Pugh, Juan Castro y Rafael Prohens.

Adicionalmente, se agregaría a la discusión el contenido de un proyecto del senador Francisco Huenchumilla, que el parlamentario por la región de la Araucanía estaba por presentar esta semana.

 


recomendados

comenta esta noticia