En vista del aumento de estafas nuevas, los expertos en fraude de FICO comparten algunos consejos nuevos para mantenerse protegido:

Manténgase alerta en los cajeros automáticos
Si un cajero automático le parece extraño o si su tarjeta no entra en la máquina fácilmente, considere acudir a otro lugar para obtener efectivo.

Nunca utilice un cajero automático si hay alguien merodeando. Nunca entable conversación con otras personas cerca de un cajero automático. Permanezca en su automóvil hasta que se desocupe el cajero automático.

Si su tarjeta se queda atorada dentro de un cajero automático, llame de inmediato al banco para reportarla. En ocasiones, puede pensar que su tarjeta se quedó atorada en el cajero automático, pero en realidad fue retirada posteriormente por un delincuente que planeó la captura. De cualquier forma, será necesario solicitar el reemplazo de su tarjeta lo antes posible.

Protéjase en línea
Si algo le parece extraño en un sitio web, busque otro lugar donde comprar. Si ya pagó, pero sospecha que lo timaron, notifique a su banco.

Tenga cuidado con los correos electrónicos que prometen descuentos asombrosos. En lugar de pulsar un enlace dentro de un correo electrónico o de un mensaje de texto SMS, acuda al propio sitio. Los hackers pueden incluso emular sitios web, de modo que asegúrese de que está comprando en el sitio real.

Cuando registre una cuenta nueva en una tienda en línea, utilice una contraseña segura que nunca haya utilizado.

Si el sitio web ofrece funciones de seguridad mejoradas, tales como autenticación incremental o credencial de software, no dude en aceptarlas.

No realice pagos directos a un comerciante en línea desde su cuenta bancaria, ya que no contará con protección en caso de no recibir los productos.

Verifique sus compras
Verifique sus operaciones con tarjeta de manera frecuente en su banca en línea y en su estado de cuenta mensual.

Colabore con sus instituciones financieras
Si su institución financiera ofrece funciones de seguridad mejoradas, tales como autenticación incremental o credencial de software, no dude en aceptarlas.

Actualice la información sobre su domicilio y teléfono celular para cada una de sus tarjetas, de modo que puedan comunicarse con usted cuando surja una situación urgente que requiera su atención inmediata.

Pregunte al emisor de su tarjeta si ofrece tecnología de notificación de cuentas que envíe mensajes de texto SMS o correos electrónicos cuando haya sospecha de actividad fraudulenta en su tarjeta.

Solicite al emisor de su tarjeta un nuevo número de tarjeta si teme que su tarjeta está comprometida. Es importante cambiar tanto el número de tarjeta como el NIP cuando sospeche el posible robo de su información personal.

Cuídese de la ingeniería social
Si recibe una llamada de una persona que dice ser de su banco pero desconfía de ella, cuelgue y llame directamente a su banco. Recuerde que el banco jamás le pedirá su contraseña. Los delincuentes saben que la gente se preocupa más por posibles casos de fraude en la temporada de fiestas y pueden aprovecharse para pedirle que proporcione su información.

Si recibe una solicitud para pagar a alguien desde su cuenta bancaria, asegúrese que conoce a la persona y que su solicitud es legítima. Cuídese de los correos electrónicos o mensajes de texto que le informan que el número de cuenta bancaria de la persona o negocio al cual debe realizar un pago ha cambiado —si lo duda, llame y confirme que la información de la cuenta bancaria haya, efectivamente, cambiado—. Los delincuentes están explotando estos pagos directos y el servicio de Faster Payments al hacerse pasar por los prestadores de servicios contratados por usted, y si realiza el pago, puede exponerse al fraude.

No se convierta en una mula de dinero
Si alguien ofrece pagarle por utilizar su cuenta bancaria para transferir dinero, no acepte. Se trata de lavado de dinero y lo están reclutando para ser un intermediario. Participar en el lavado de dinero puede tener consecuencias graves y podría impedirle abrir cuentas bancarias, recibir préstamos u obtener un crédito hipotecario en el futuro.

Ser más inteligente en la lucha contra el fraude
La buena noticia es que las instituciones financieras se están esforzando más que nunca por evitar el fraude.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí