La empresa a cargo de la construcción del Puente Chacao, Hyundai Engineering and Construction, informó la paralización de las obras.

La compañía coreana acusó al Ministerio de Obras Públicas (MOP) de incumplimientos reiterados de los compromisos adquiridos.

En una carta dirigida al ministro Alfredo Moreno, el Consorcio Puente Chacao (CPC) explica que se trataría de una serie de modificaciones al proyecto original que significaron mayores costos para la empresa, los que no habrían sido compensados por el MOP.

Durante el gobierno anterior, el CPC, cuyo accionista controlador es Hyundai, pidió que se modificara el contrato, lo cual no se hizo. Por ello, asegura que entregaron todos los antecedentes a las nuevas autoridades y, aunque el MOP aprobó en diciembre de 2018 “el proyecto de ingeniería definitivo, no cumplió con su compromiso de formalizar contractualmente los cambios al proyecto y compensar los mayores costos asociados a los cambios ordenados”.

“El incumplimiento de los compromisos contraídos por parte del MOP, la mala fe con que se han llevado adelante las conversaciones, el perjuicio injusto que de ello se deriva y la completa inseguridad jurídica que se instala como consecuencia, llevaron a CPC a la conclusión que es imposible, en estas condiciones, continuar con las obras”, señaló Hyundai en un comunicado.

A la vez, adelantaron que los trabajadores del proyecto serán desvinculados.

Por primera vez en la historia de Hyundai, después de tres años de conversaciones, espera y reiterados compromisos incumplidos, la empresa se ha visto en la imposibilidad de continuar las obras sobre el Canal de Chacao. Más de 880 proyectos, en más de 70 países, atestiguan la experiencia y el nivel profesional de la compañía”, comentó la empresa.

Dura respuesta del MOP

El Ministerio de Obras Públicas (MOP), en tanto, respondió a la empresa surcoreana mediante un comunicado, en el que sostuvo este lunes que “sería de extrema gravedad” que no se concrete la continuidad de la construcción y enfatizaron que “el MOP ha cumplido y cumplirá estrictamente sus compromisos de acuerdo al contrato y CPC (Consorcio Puente Chacao, cuyo accionista controlador Hyundai) debe hacer lo mismo“.

De no producirse un acuerdo, el MOP advirtió que “el contrato establece claramente a los tribunales chilenos como mecanismo para dirimir cualquier diferencia”.

Frente a las acusaciones de la compañía, el Ministerio explicó que el consorcio “pidió aumentar los pagos por la construcción en aproximadamente 50 por ciento, lo cual significa cerca de 300 millones de dólares adicionales“.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí