Un ataque incendiario sufrió la Iglesia San Francisco de Borja, destinada a servicios religiosos de Carabineros, ubicada en el centro de Santiago.

Las llamas surgieron pasadas las 20 horas en el templo, destinado al servicio religioso de la policía uniformada hace más de cuatro décadas y construido en 1876, cuando fue atacado por vándalos.

El segundo comandante de bomberos de Santiago, Diego Vélásquez, señaló que el “el fuego estaba afectando a la nave de la iglesia y una propiedad contigua que tiene que ver con el recinto”, indicando además que los antisociales quemaron un vehículo que se encontraba estacionado en el sector y dificultaron el acceso de bomberos para combatir las llamas. Fuentes de Bomberos señalaron, además que hasta el momento no se han registrado heridos.

El ataque fue confirmado por la institución a través de su cuenta twitter, mientras que usuarios de redes sociales indicaron que fueron sacados muebles del interior del recinto para prender fuego al lugar.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí