15/01/2020

La “pitutocracia” sigue más viva que nunca

La “pitutocracia” sigue más viva que nunca

La Primera Encuesta Nacional de Funcionarios Públicos mostró que un 31% señala que la ayuda de un político o alguien con vínculos políticos será “importante para el desarrollo futuro de su carrera profesional”.


Uno de cada tres empleados públicos admitió que ingresó a trabajar en el Estado gracias a un “pituto”. Así lo revela la Primera Encuesta Nacional de Funcionarios Públicos que realizó el Servicio Civil junto con investigadores de la University College London y el Centro de Sistemas Púbicos de la Universidad de Chile.

El estudio se realizó entre julio y agosto de 2019 y la muestra fue de 21.443 funcionarios públicos de 65 instituciones estatales.

De esta forma, el 36% de los entrevistados dijo que la ayuda de familiares, amigos u otros contactos personales tuvo importancia para lograr conseguir el primer trabajo en el sector público.

La encuesta también muestra que un 31% de los consultados señala que la ayuda de un político o alguien con vínculos políticos será “importante para el desarrollo futuro de su carrera profesional”, mientras que un 5% de ellos sostiene que estaría dispuesto a usar su cargo para ayudar a familiares o amigos que lo necesitan.

El director del Servicio Civil, Alejandro Weber, dijo que a pesar de la insistencia de la meritocracia para acceder a un puesto laboral en el Estado, “aún existen brechas que cubrir especialmente en los niveles técnicos y profesionales”.

Y agregó que se tiene un enorme desafío que “es entregar igualdad de oportunidades en el acceso al empleo público a todos los ciudadanos, reduciendo los espacios de opacidad y generando reglas e instituciones”.

“Aquellas personas que ingresaron hace 20 o 25 años a la Administración, cerca del 45% dice que ingresó por pituto al Estado; versus los que ingresaron los últimos cinco años, que señalan más menos en un 10%, 15% que ingresaron al Estado gracias a la ayuda de terceros”, dijo Weber a radio Cooperativa.

Incluso aseguró que “si nos comparamos con el promedio de los países OCDE, que tienen nivel de institucionalidad en materia de personas mucho más desarrollados, estamos muy por detrás de lo que está en el estándar internacional”.

La encuesta también mostró una percepción positiva de parte de los trabajadores públicos, ya que un 91% señaló estar orgulloso del trabajo ejercido y un 86% señala sentir que su labor tiene un efecto positivo en la vida de los chilenos.

El estudio también apunta a que un 43% de los entrevistados dijo que no recibe ningún tipo de capacitación necesaria para hacer de buena forma su trabajo.

Además, la Contraloría también salió a comentar la información y por medio de la cuenta oficial en Twitter, Contralorito señaló que “Es terrible,¡tenemos que cambiar esto!”, añadiendo en otro posteo que “Al respecto, es importante establecer que los concursos públicos no siempre fueron la regla, esto es algo relativamente nuevo. Y sí, si podemos fiscalizar que un concurso público no esté “arreglado”, por lo mismo, puedes denunciar si conoces un caso, en https://contraloria.cl/denuncia”.


recomendados

comenta esta noticia