Ante el anuncio hecho por la ACES para “funar” nuevamente el desarrollo de lo que será la repetición de la Prueba de Selección Universitaria (PSU) el próximo 27 y 28 de enero, el Gobierno decidió reforzar el resguardo policial en los locales que servirán de sede para el examen.

Así lo anunció el ministro del interior, Gonzalo Blumel, ante el llamado de los estudiantes secundarios para impedir el proceso, el cual ya fue interrumpido el pasado 6 y 7 de enero cuando grupos de jóvenes impidieron la realización de la prueba que conllevó a las autoridades a suspender totalmente la prueba de Historia y Geografía por filtración de las preguntas.

En ese sentido, el titular del Interior dijo que “habrá mayor control, control perimetral, control de acceso, pero los detalles se van a informar el viernes y el Demre es la institución responsable de informar cuáles van a ser todas las medidas específicas, pero por cierto vamos a tener que tomar mayores resguardos y en eso le pido comprensión a las familias, a los jóvenes, porque esos mayores resguardos son en su propio bien”.

“No vamos a permitir que un grupo de personas que no respeta a nadie, que no respeta los derechos de las personas, que no cree en la democracia, que le arrebate el derecho a cientos de miles de jóvenes que van a rendir la PSU”, aseguró.

Y añadió que es necesario establecer un conjunto de “exigencias bastante más importantes que las que se tomaron en la ocasión anterior y hoy en la reunión fue para coordinar la implementación de esas medidas con Carabineros y la PDI”.

Las declaraciones las hizo luego de la reunión que sostuvieron la tarde de este martes el ministro Blumel; la ministra de Educación, Marcela Cubillos, el Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (CRUCh), el Demre y Carabineros.

Rechazo del Mineduc al llamado de la ACES

En tanto, la titular del Mineduc rechazó el llamado de la ACES para interrumpir la PSU, indicando que “sorprende que se insista en un llamado a la violencia, fue esa violencia la que frustró la posibilidad de tantos jóvenes que con el esfuerzo de ellos y sus familiares se habían preparado por mucho tiempo para rendir esta prueba”.

Al respecto precisó que “llama mucho la atención que jóvenes vuelvan a insistir en un llamado que es violento contra otros jóvenes, que busca alterar el derecho de otros jóvenes que tienen todo el derecho de otros jóvenes que tienen todo el derecho a rendir esa prueba en paz y tranquilidad”.

Por tal motivo, Cubillos valoró las medidas anunciadas esta jornada para tomar precauciones ante el llamado de los estudiantes secundarios de impedir el normal desarrollo del proceso de selección universitaria.

En ese sentido, la ministra aseguró que “estamos trabajando para proteger a aquellos jóvenes que merecen y tienen el derecho a rendir la prueba con normalidad. Lo importante es que se cumplan las medidas que el Demre ha coordinado con Carabineros, con el resto de las instituciones para que los jóvenes puedan rendir la prueba en paz, pero por supuesto se necesita que en Chile también impere el respeto, la paz”.

También hay que recordar que el Demre dio cuenta que 86 personas quedaron inhabilitadas para rendir la segunda PSU y entre los sancionados se encuentran los voceros de la ACES, Víctor Chanfreau y Ayelén Salgado, quienes tienen plazo hasta este miércoles para apelar a la decisión de las autoridades.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí