El Gobierno fue “incapaz de proteger a su pueblo, a sus mayores y a sus [trabajadores] sanitarios”, denunció el líder de Vox, Santiago Abascal, en un bus de dos pisos en Madrid, reportan cables de Reuters y EuropaPress.

Miles de personas se manifestaron este sábado (23.05.2020) en caravanas que recorrieron las principales avenidas de las grandes ciudades de España, convocadas por el partido de extrema derecha Vox para denunciar la gestión de la crisis del coronavirus por parte del Gobierno de izquierda de Pedro Sánchez.


Las manifestaciones, convocadas por Vox en unas 50 ciudades, también se celebraron en Barcelona, Sevilla, Málaga, Valencia, Córdoba o Bilbao.

Muchos manifestantes critican el estricto confinamiento en vigor en gran parte de España, en particular en Madrid y Barcelona, donde las medidas no empezarán a levantarse hasta el lunes.

“Las medianas y pequeñas empresas se están hundiendo”, dijo Ignacio González, de 23 años, un estudiante de ingeniería que llevaba una gran bandera española en un coche que compartía con dos amigos.
Ha sido una gestión tardía al inicio (de la pandemia); durante, ha sido una gestión nefasta. Y en definitiva creo que este Gobierno nos va a meter en una crisis económica después de todo lo que ha pasado”, dijo Oscar de Lolmo, un ingeniero de 51 años, que llevaba un reloj decorado con una bandera española.

Por su parte, el líder de Vox, Santiago Abascal, en un bus de dos pisos en Madrid, acusó al ejecutivo de ser una “amenaza a la libertad de España”.

Santiago Abascal en el bus de Vox. (Foto: Ok Diario, España)

Sánchez: “Conductas de odio y de ira”

Por su parte, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha afirmado que “si hay otras formaciones políticas que piensan que la COVID puede ser una oportunidad para derrocar al Gobierno, se equivocan políticamente, porque hay 4 años por delante”, y ha deseado que “conductas de odio” como los escraches sean “marginales”.

Sánchez se enfrenta desde hace varios días a caceroladas en varias ciudades. Los manifestantes acusan al Gobierno de limitar las libertades individuales y de incompetencia frente a una pandemia que dejó cerca de 28.600 muertos en España.

Tras un intenso debate, los diputados aprobaron el miércoles por la mínima una prórroga del estado de alerta hasta el 6 de junio.

En una comparecencia telemática desde Moncloa, Sánchez ha indicado que esos partidos “no hacen bien al país”, ya que España necesita ahora “confianza, arrimar el hombro, gestionar y avanzar”.

Preguntado por los escraches que se han producido en los últimos días, el presidente ha trasladado su solidaridad a José Luis Ábalos y Pablo Iglesias. “Me parece inaceptable”, ha dicho para añadir que no solo los han sufrido ellos, sino también otros ministros, solo por, ha recalcado, defender sus ideas e intentar garantizar la salud de los españoles.

Sánchez ha mostrado su deseo de que estas “conductas de odio y de ira” sean “marginales” porque lo que se necesita ahora es la concordia y tolerancia que, ha indicado, lleva pidiendo a los españoles desde hace 10 semanas, aunque a veces, se ha lamentado, “clame en el desierto”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí