La Fiscalía de Cochrane junto a personal de Carabineros de la Tenencia de Villa O’Higgins, apoyados por Labocar, efectuaron diversas diligencias estos días, a fin de dilucidar las circunstancias del incidente que involucró a una patrulla militar y civiles ocurrido durante la noche del sábado 4 durante el toque de queda.

Según las diligencias efectuadas en el lugar tanto por la Fiscalía como por Carabineros, se ha logrado establecer preliminarmente, que la utilización de las armas de servicio de los integrantes de la patrulla estuvo ajustada a derecho.

A raíz de esta situación, los dos militares involucrados declararon ante la Fiscal Lorena Barudi en presencia de su abogado defensor penal público, tras lo cual quedaron en libertad, pero a disposición de la Fiscalía.

La investigación penal respecto de los hechos continúa desarrollándose, a fin de acreditar la responsabilidad objetiva de todos los involucrados en esta causa.

Recordemos que el confuso incidente, ocurrido en la noche del sábado 4 de julio, involucró a efectivos de una patrulla del Ejército y a un grupo de entre 7 y 8 civiles, que terminó con dos de estos últimos con heridas de perdigón y bala, y funcionarios militares lesionados. Uno de los civiles heridos se encuentra grave en el Hospital Regional de Coyhaique. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí