Durante los tiempos difíciles, la innovación suele acelerarse, en este caso la nación asiática pretende facilitar el cuidado de la salud y ofrece algo más que la protección frente al Covid-19

Las mascarillas protectoras son parte esencial de nuestro día a día, salir sin ella puede significar no poder entrar a la mayoría de los comercios y lugares públicos además de poner a la persona en cuestión en una posición de reproche moral, viéndose expuesto incluso a funas. 

En ese sentido, diversos ingeniosos se han dedicado a innovar este elemento antes tan poco frecuente en nuestro país, algunos han hecho mascarillas transparentes para personas sordas, otros con diseños más llamativos, y últimamente la empresa japonesa de robótica Donut Robotics, presentó la C- Mask, una versión inteligente de esta, que cuenta con una traductor de hasta ocho idiomas y que se conecta por bluetooth a cualquier smartphone y otros dispositivos como tablets. 

El tapa bocastambién permite realizar llamadas sin la necesidad de tener el teléfono cerca del oído, y además dictar mensaje de voz  y de texto, lo que permite disminuir las veces que el usuario se quita la mascarilla en vista de que el contagio sea cada vez menor. Sin embargo, se debe usar una mascarilla desechable bajo esta cubierta de plástico, pues esta solo entrega las funciones mencionadas pero no estaría certificada evitar la entrada del virus a las vías respiratorias.  

Está, está hecha de plástico blando y se ajusta a cualquier tipo de cubre bocas estándar, además su valor no es fuera del planeta como uno se podría imaginar, de acuerdo a Reuters, tiene un precio de 40 dólares, unos 31 mil pesos chilenos.

”Trabajamos duro durante años para desarrollar un robot y hemos utilizado esa tecnología para crear un producto que responda a cómo el coronavirus ha reformado la sociedad” comentó Taisuke Ono, director de la empresa japonesa. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí