Con la reunión sostenida este lunes en La Moneda con el presidente del Partido SocialistaÁlvaro Elizalde, el ministro del Interior, Víctor Pérez, inició una ronda de reuniones con los timoneles de diversas tiendas políticas de la oposición, con el fin de ir marcando puntos de acercamiento de cara a la hoja de ruta marcada por la cuenta pública presidencial del pasado viernes y los temas de actualidad en la agenda nacional, teniendo en esta ocasión como tema central los sucesos ocurridos los últimos días y, en especial este fin de semana, en La Araucanía.

Fue así como, tras poco más de 90 minutos de reunión, el senador Elizalde declaró que “nos parece inaceptable que en nuestro país hayan grupos organizado que ejerzan la violencia para resolver conflictos entre particulares y con una connotación racista“.

Esto último en relación a los grupos de civiles que intervinieron en el desalojo por la fuerza de los comuneros los cuales, exigiendo la libertad de los “presos políticos” mapuche, mantenían tomadas las municipalidades de Curacautín y Victoria.

Por ello, el parlamentario recalcó que “en Chile no podemos tolerar el racismo. Nosotros creemos que efectivamente el oficialismo es ambiguo, nos gustaría una condena más nítida“, dando cuenta de que en la reunión con el titular de Interior, si bien se conversó con franqueza, al menos en lo referente a La Araucanía hubo varios puntos de desacuerdo entre ambos que no dejaron conforme al senador por Maule.

Señaló también que “el Gobierno tiene que ser muy prudente, velar por el respeto irrestricto al estado de derecho, y por tanto no se debe aceptar bajo ninguna circunstancia la autotutela, menos la violencia de civiles, y por tanto estos hechos deben ser investigados y sancionados enérgicamente”.

Subrayó en este punto que “el Gobierno debe por tanto adoptar todas las medidas para no generar un cuadro de polarización que sin duda no contribuye a dar solución al problema que se ha generado en La Araucanía, más aún, insisto, cuando ha habido cánticos racistas en medio de estos hechos de violencia que son inaceptables, expresiones contra los pueblos originarios y en especial contra el pueblo mapuche, en donde se han profanado y quemado símbolos de la cultura mapuche”.

Además advirtió “que en eso hay que ser muy drásticos y por cierto nosotros condenas estos hechos y esperamos que el Gobierno adopte todas las medidas necesarias para que este tipo de situaciones no se repitan en el futuro“.

El timonel fustigó que grupos de civiles, con consignas “racistas”, desalojaran por la fuerza las municipalidades de Curacautín y Victoria, que se mantenían en toma por comuneros que exigen la “libertad de los presos políticos mapuche“.

“Respecto de todos quienes cometan delitos lo que corresponde es la presentación de querellas”, aclaró Elizalde, enfatizando que “yo espero, además, que los partidos que están vinculados a estos líderes más extremos marquen distancia…cuando se es ambiguo respecto a todas estas materias se da espacio para que se vuelvan a repetir este tipo de hechos“.

Consultado respecto a si siguen vinculando la visita del ministro del Interior a la zona el pasado viernes con lo ocurrido, Elizalde afirmó “nosotros no vamos a prejuzgar, pero esperamos acciones concretas y decididas para que este tipo de hechos no se repitan en el futuro”, puesto que recordó que “el oficialismo es ambiguo muchas veces en esas materias, a nosotros nos gustaría una condena más nítida”.

Además, aseguró que “hemos insistido que el problema de La Araucanía se soluciona, a través de diálogo político que no es solamente un problema de orden público, tiene elementos vinculado al orden público, pero aquí lo que se requiere es diálogo político para dar una solución a demandas ancestrales del pueblo mapuche”.

Plebiscito con alto estándar sanitario

Elizalde también abordó con el ministro Pérez el desarrollo del plebiscito constituyente del 25 de octubre, señalando que conversaron sobre “la importancia de garantizar un alto estándar sanitario para la realización del plebiscito, que permita la participación de la ciudadanía. Estamos hablando del evento democrático más importante, el Gobierno debe ser garante del plebiscito y, por tanto, esperamos que se adopten todas las medidas sanitarias desde el punto de vista administrativo, así como que se aprueben las modificaciones que están actualmente tramitándose en el Congreso Nacional (…) y que eso permita una alta participación de la ciudadanía”.

Acotó también que se refirieron a “la necesidad de establecer total transparencia respecto a las fuentes de financiamiento y prohibir determinadas fuentes de financiamiento como el del exterior o de las empresas”.

Redondeó su postura en este punto indicando que “es importante que se den señales de ecuanimidad en la organización y realización de esta elección”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí