La tasa de desempleo (13,3 por ciento) creció 1,1 punto porcentuales respecto al trimestre de enero a marzo de 2020 (12,2 por ciento) y 1,3 puntos frente al mismo trimestre del año anterior (12 por ciento), informó el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE) en un comunicado.

Además, la población empleada (83,3 millones de brasileños) llegó a su menor nivel desde que empezaron a hacerse estos registros, en 2012.

El porcentaje de brasileños con trabajo bajó un 9,6% en este último trimestre (8,9 millones de personas menos) respecto al trimestre anterior, y un 10,7 % si se compara con el mismo periodo del año pasado (10 millones de empleados menos).

No hubo generación de puestos de trabajo en ningún sector económico; en comparación con el trimestre anterior los segmentos que destruyeron más empleo fueron el de alojamiento y alimentación (-25,2 por ciento) y el de servicios domésticos (-21,1 por ciento).

Si la comparación se hace con el mismo trimestre del año pasado tampoco se detectan datos positivos en ninguna área económica; en este caso los peores resultados corresponden al sector de la construcción (-19,4 por ciento) y el comercio (-13 por ciento).

El número de empleadores (cuatro millones de personas) se contrajo un 9,8 por ciento (429.000 personas menos) frente al trimestre anterior y un 9,5 por ciento respecto al mismo trimestre de 2019 (414.000 personas menos).

En cambio, el grupo de empleados en el sector público presenta buenos resultados: el número de personas que trabaja para la administración (incluyendo a los militares) se sitúa en los 12,4 millones de personas, un 6,1 por ciento más que en el trimestre anterior y un seis por ciento más que en el mismo trimestre del año pasado. (Sputnik)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí