La Guardia Civil de la Región de Murcia (España), en el marco del ‘Plan para erradicar el comercio ilegal de especies protegidas’, ha desarrollado la operación ‘Charango’, en la que ha recuperado en un establecimiento público de Águilas un espécimen de armadillo de Chile utilizado para conformar un instrumento musical, cuya tenencia no está permitida sin la preceptiva autorización, por lo que los responsables del local han sido denunciado por presuntas infracciones a la normativa sobre importación, exportación, comercio, tenencia o circulación de especímenes de fauna y flora protegidas en el convenio CITES (Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre), publicó este sábado COPE.

La investigación se inició gracias a la colaboración ciudadana, cuando la Guardia Civil fue alertada de la exposición de un instrumento musical en un establecimiento público de Águilas, dedicado a la restauración, que supuestamente estaba compuesto por partes de animales con especial protección.

El armadillo de Chile es una especie protegida y está integrado en el Anexo II de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre (CITES), por lo que para su tenencia se precisa de la correspondiente autorización.

Efectivos del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Benemérita efectuaron la correspondiente inspección en el local y comprobaron ‘in situ’ que en su interior del establecimiento y expuesto al público, en una de las paredes del comedor se hallaba un instrumento musical que podría estar compuesto con piezas de especies protegidas.

Tras un análisis preliminar, los guardias civiles comprobaron que se trataba de un instrumento musical de cuerda, tipo guitarra, cuya caja acústica estaba formada por la coraza de un ejemplar de armadillo de Chile (‘Chaetophractus vellerosus’).

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco del ‘Plan para erradicar el comercio ilegal de especies protegidas’, ha desarrollado la operación ‘Charango’.

El armadillo de Chile es una especie protegida y está integrado en el Anexo II de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre (CITES), por lo que para su tenencia se precisa de la correspondiente autorización.

El Seprona requirió a los propietarios del establecimiento la documentación que ampara la procedencia legal del espécimen y éstos informaron que poseían el objeto desde hacía muchos años y que carecían de documentación alguna de dicho ejemplar, por lo que los guardias civiles informaron a los propietarios del local que el hecho puede ser constitutivo de infracción administrativa en materia de contrabando.

La Guardia Civil ha aprehendido del instrumento compuesto por una especie protegida, el cual ha sido puesto a disposición de la autoridad competente en materia de Aduanas e Impuestos Especiales de la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT), a la que se ha denunciado las infracciones detectadas, reguladas en la Ley 6/2011, de Represión del Contrabando.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí