Las críticas de colegas extranjeros a la vacuna rusa contra el covid-19 son infundadas, declaró este miércoles el ministro de Sanidad ruso, Mijaíl Murashko.

Rusia registró el martes la vacuna Sputnik V para prevenir la enfermedad covid-19 que azota al mundo desde finales de diciembre de 2019.

“Colegas extranjeros, que, aparentemente, sienten cierta competencia y las ventajas competitivas del fármaco ruso, tratan de expresar algunas opiniones, que, a nuestro parecer, son absolutamente infundadas”, dijo Murashko a la prensa.

La tecnología con la cual fue creada la vacuna rusa contra el covid-19 se emplea también en Inglaterra, China y algunos otros países, declaró este miércoles Alexandr Guintsburg, director del Centro de Epidemiología y Microbiología Gamaleya, con sede en Moscú.

“Esa tecnología no es algo único porque también se emplea en Inglaterra, China y algunos otros países, pero la modalidad que empleamos nosotros es la más perfecta desde nuestro punto de vista y el de la comunidad pericial”, dijo a la prensa.

Guintsburg relató que en su tiempo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) fue informada de esa tecnología que “se ensayó en todas las condiciones posibles y fue tema de publicaciones y debates”.

Además, los fármacos creados a partir de esa tecnología ayudaron a proteger a las personas del virus del Ébola en África.

Guintsburg también comentó que más de 3.500 personas participaron en los ensayos de las vacunas creadas sobre la plataforma utilizada para desarrollar la vacuna contra el covid-19.

“Son más de 3.500 los voluntarios que tomaron parte en esos ensayos”, detalló el científico.

Rusia registró el martes la primera vacuna en el mundo contra el covid-19, denominada Sputnik V y creada por el Centro de Epidemiología y Microbiología Gamaleya.

El presidente ruso, Vladímir Putin, declaró que la vacuna pasó todas las pruebas necesarias y probó su capacidad de desarrollar una respuesta inmune estable.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí