La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió a la población mundial que la vacuna contra el coronavirus probablemente no llegará antes de 2022, contrariamente a los rimbombantes anuncios de supuestos avances positivos que han hecho Estados Unidos, China y Rusia, mientras que  AstraZeneca detuvo sus pruebas por las graves complicaciones que provocó en un paciente.

Soumya Swaminathan.

“No es una fórmula mágica que llegará en enero y resolverá los problemas del mundo. Se necesitará mucho tiempo para lograr la inmunidad colectiva con un 60 o 70% de la población inmunizada y detener la transmisión, por lo que sin dudas tendremos que esperar hasta 2022”, advirtió la doctora Soumya Swaminathan, una de las investigadoras líderes de las Naciones Unidas.

Pero en un nuevo arranque de iluminación celestial el ministro de Salú –como pronuncia el Presiente Piñera- enrique Paris barrió el piso con esta advertencia el máximo organismo mundial de la Salud, esechando y poniendo en duda lo señalado por la doctora Swaminathan.

“No creo que recién tengamos vacuna en el año 2022, eso es una alarma, creo que por el momento, innecesaria y no es bueno crear esa inquietud en la población”, Enrique Paris, ministro de Salud de Chile.

Tras la alerta que dio la OMS Con estos antecedentes, hoy el ministro de Salud, Enrique Paris, fue consultado sobre esta materia y sobre si deberían replantearse las políticas públicas con lo que sería este nuevo escenario.

“Eso no significa que no podamos contar con otra vacunas. Hay muchas empresas que están ensayando vacunas, varias que ya están en fase clínica 3. De hecho en Chile hay 3 vacunas que están en fase clínica tres o que van hacer su ensayo clínico aquí”.

Paris con una arrogancia monumental afirmó: “No creo que recién tengamos vacuna en el año 2022, eso es una alarma, creo que por el momento, innecesaria y no es bueno crear esa inquietud en la población”.

El ministro también se refirió al caso de AstraZeneca señalado que: “Es un efecto adverso esperado, que ocurre habitualmente, que está dentro de las posibilidades. Lo que tuvo este paciente es una mielitis transversa, es decir una inflamación de la médula espinal, probablemente producida por una interacción entre el virus de la vacuna y la médula espinal”.

Pero no contento con esto, Paris sigue asegurando que Chile contará con una vacuna, que por ahora resulta de inciertas consecuencias para la personas:  “El Presidente y el equipo de Salud, Relaciones Exteriores, Ministerio de Ciencias, ISP, Comité Asesor en Vacunas e inmunizaciones (Cavei) y expertos en vacunas están todos trabajando para que Chile puede tener una vacuna en el plazo que dijimos originalmente, es decir en el primer trimestre de 2021”, aseguró, y añadió: “La vacuna será gratuita y será colocada inicialmente a los grupos de riesgo”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí