El ministro del Interior, Rodrigo Delgado, se reunió la mañana de este jueves en La Moneda, con dirigentes de los gremios camioneros de diversas partes del país con el fin de abordar la inseguridad que los transportistas viven en la Macrozona Sur y el acuerdo que estos firmaron con el Gobierno en septiembre del 2020 cuando el jefe del gabinete ministerial era Víctor Pérez.

En ese contexto, y después de la reunión, la autoridad señaló en un punto de prensa que invitó a los gremios a “revisar los acuerdos más allá de quién los firmó, porque si vamos a tener un dron, una cámara y mayor presencia policial en alguna ruta, a esa cámara no le va a importa quién firmó el acuerdo, esa cámara tiene que hacer y cumplir la labor para la cual se está invirtiendo”.

Seguidamente detalló que “si vamos a llegar a acuerdo con la concesionaria para poder agilizar los flujos y dar más seguridad a los transportistas, no importará quién firmó el acuerdo. Tenemos que tener una política general para que todos se sientan más seguros y ese es el objetivo de ellos como gremio y, por supuesto, también del gobierno”.

“Yo me quedo con el objetivo cumplido en esta mesa al menos, en esta conversación, de que pudimos ser muy francos, muy directos y poder también presentarles a ellos cuales son los avances en materia de infraestructura, seguridad y en materia de conversaciones con las concesionarias, y en materia también, incluso, de salud mental y de apoyo a víctimas”, enfatizó Delgado.

Por otra parte, el titular de Interior reconoció la difícil situación que se registra en la provincia de Arauco tras una ola de ataques que dejó 15 vehículos quemados en menos de 24 horas, señalando que “la Macro Zona Sur por supuesto que representa un desafío en materia de seguridad desde hace mucho tiempo”.

Asimismo, declaró que las conversaciones con las policías, Gobierno, Fiscalía y la misma Unidad de Coordinación de la Macro Zona Sur, son fundamentales, pero que requieren un proceso de mejoramiento continuo.

Paramilitares

Por otra parte, el titular de Interior también se refirió a las palabras del coordinador nacional de la Unidad de Coordinación de la Macrozona Sur, Cristián Barra, quien afirmó que en la zona actúan grupos paramilitares “preparados, fuertemente armados y que ocupan tecnología para definir dónde y cuándo poder realizar estos atentados”.

Al respecto, el ministro indicó que hay “armamento de grueso calibre, entrenamiento específico para utilizar ese armamento y las vinculaciones para poder comunicarse y asociarse. Todo eso habla de que no son grupos delictuales comunes y corriente”, precisando que el nivel de organización y armas de fuego de bandas criminales no es el mismo que el desde hace diez años atrás.

Nuevos medios

El ministro profundizó también en torno a los recursos para las policías en la zona, en especial ante la consulta por lo señalado tanto por Barra como el intendente de la Región del Biobío, Patricio Kuhn, acerca de que los efectivos de carabineros son totalmente insuficientes para la zona y que requerirán de refuerzos, incluso de personal militar para enfrentar la emergencia.

En ese sentido, explicó que “los recursos en general siempre son escasos cuando estamos enfrente de agrupaciones que tienen alto poder de fuego, alta coordinación y por supuesto también financiamiento de origen espurio. Siempre los recursos tiene que estar a la alturas de las circunstancias, pero lamentablemente muchas veces tenemos daños en equipos que tiene que repararse rápidamente”.

Sobre esto último, Delgado dio a conocer que “en conjunto con Famae se hizo una gestión el último tiempo (…) y se instaló en la zona un equipo que reparó y que está reparando permanentemente material blindado, porque antiguamente ese material tenía que ser trasladado a otra regiones: se está reparando (ahora) en la misma región para poder desde ahí dar respuesta justamente con equipamiento, a las necesidades que tienen las policías”, añadiendo que “siempre estamos evaluando la compra, tal como se ha anunciado, de nuevo material y por supuesto, lo más importante, cuidar a nuestras policías, cuidar a Carabineros que por supuesto tenga el material correspondiente para hacer frente a este tipo de situaciones”.

Sobre el eventual despliegue de personal militar, el ministro subrayó someramente que “la coordinación que existe en ese sentido con el ministro de Defensa es permanente; por lo tanto, hay una colaboración, ha existido y va a seguir existiendo”.

La voz de los camioneros en La Moneda

Más temprano, los dirigentes transportistas evaluaron la extensa reunión sostenida en La Moneda y la difícil actualidad que enfrentan ante el recrudecimiento de los ataques contra los transportistas el sur .

Así, el presidente de la Confederación Nacional de Transporte de Carga de Chile, Sergio Pérez, afirmó que se necesita que las policías y las instituciones tengan respaldo permanente y más efectivo.

“Aquí en esta situación grave tienen responsabilidad muy grande las concesionarias”, acotó, recalcando que van a perseverar en el acuerdo firmado el 2 de septiembre de 2020. También hizo un llamado al mundo político a entender que la situación de los camioneros es grave, sobre todo en la macro zona sur.

Por su parte, Carlos Bretti, presidente subrogante de Fedesur, manifestó que está en evaluación si se sumarán a la mesa de trabajo, sin embargo añadió que le quieren pedir a las autoridades que se reestablezca el Estado de Derecho.

Subrayó que “no podemos entender por qué esto continúa en la forma que está pasando y sigue creciendo la violencia en la zona”, haciendo un llamado a las autoridades y parlamentarios para “legislar como corresponde y actuar en consecuencia”, ya que la situación de ellos, sería la más grave, haciendo especial hincapié en que “no vamos a esperar un nuevo mártir, no podemos hacerlo, no corresponde. Los fierros (camiones) se devuelven, pero la vida humana no tiene precio, hoy no hay respeto por la vida humana”.

Por otra parte, el dirigente criticó la gestión de Cristian Barra, señalando que “lamentablemente con Cristian Barra tuvimos una sola reunión, quedamos comprometidos a tener dos reuniones semanales, pero no hemos tenido nada más que la presentación”.

Por su parte, el presidente de Fedequin, Iván Mateluna, afirmó que si bien el problema más grave es en la zona sur, “estamos en alerta de retomar las movilizaciones, no lo vemos tan lejano dado que no hay respuestas concretas. Le pedimos al Gobierno que declare Estado de Excepción o de Sitio en el lugar”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí