Bassa afirmó en la primera sesión de trabajo de la CC que “no confiábamos en la palabra del Gobierno”

Además, agradeció a la sociedad civil y funcionarios de carrera del Congreso el que pudieran iniciar sus labores este miércoles. “Ese respaldo administrativo necesario para que una corporación del Estado funciones no existía y lo hemos levantado prácticamente en 24 horas”, sostuvo.

0
281

La presidenta de la Convención Constitucional, Elisa Loncón, dio inicio a la primera sesión plenaria de esta corporación este miércoles, saludando en todas las lenguas de los pueblos indígenas representados gracias a los escaños reservados.

Posteriormente, repitió este saludo inicial en español: “Buenos días estimados y estimadas constituyentes, damos inicio a esta sesión, que es nuestra primera sesión con algunas bases medianamente establecidas“, dejando atrás así las falencias técnicas que postergaron esta primera instancia por dos jornadas.

Por su parte, el vicepresidente Jaime Bassa, hizo un extensa presentación al inicio de la primera sesión de trabajo de la instancia para dar cuenta del trabajo que se ha requerido para llegar a este momento, que inicialmente estaba fijado para el lunes pero que se suspendió por problemas logísticos.

“Transmitir nuestro sentimiento de pesar y malestar por lo ocurrido el día lunes, creo que todas nos debemos una explicación y como mesa queremos transmitir nuestro disculpas, probablemente, por el el bochorno que tuvimos que atravesar el día lunes“, partió diciendo el abogado constitucionalista, explicando seguidamente que tras el fracaso del intento de sesión el día lunes, se desplegó “una red de contención” para sacar adelante la CC, integrada por actores como las universidades estatales, gremios y funcionarios públicos del Congreso.

Aun más, reconoció que fueron técnicos de la Universidad de Chile quienes acudieron hasta el Congreso para fiscalizar y evaluar la tecnología del establecimiento, gestionada por el Gobierno, y dar el visto bueno de las condiciones para sesionar este miércoles.

“Quiero ser franco, quiero ser sincero, no confiábamos en la palabra del Gobierno”, dijo Bassa, porque “había un problema de comunicación política que impedía que pudiéramos tener certeza como mesa de la constituyente respecto de la veracidad y confiabilidad de la información que recibíamos”.

En esa misma línea, destacó la ayuda del Colegio Médico para realizar un informe sobre las condiciones sanitarias del edificio paralelo al hecho por el Ejecutivo.

Eso lo hizo la sociedad civil que se puso a disposición de la constituyente de manera desinteresa, gratuita y comprometida con el interés general de la República”, agradeció el integrante de la mesa directiva.

A ello, sumó a los funcionarios de carrera de la Cámara de Diputados y del Senado, a quienes responsabilizó de habilitar el recinto para el trabajo de los constituyentes.

“Es lo que ha permitido que nuestras oficinas tengan basureros, que tengamos lápices, que tengamos secretaria, que tengamos fiscales, abogados que estén al servicio de la mesa, que tengamos personal financiero para fiscalizar y controlar las licitaciones que está llevando la secretaría ejecutiva”, detalló.

“Ese respaldo administrativo necesario para que una corporación del Estado funciones no existía y lo hemos levantado prácticamente en 24 horas”, señaló, destacando la labor de la presidenta Elisa Loncón durante este proceso.

Una hora después del puntapié inicial, se produjo una pausa para proceder al sorteo de la distribución de los asambleístas en las seis salas del edificio, lo que dice relación con identificarlos en una suerte de huella electrónica para cuando sesionen de manera telemática al volver a sus respectivas regiones.

Así, las sesiones políticas tendrán lugar a partir de las 15:00 horas de este miércoles.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí