Ayudas del Estado, teletrabajo y revolución 4.0 impiden que empresas cubran sus ofertas laborales

0
168

·         Las cifras de personas inactivas siguen en aumento, en una tendencia mundial que responde a la desocupación consciente, gracias a los beneficios entregados por el estado para hacer frente a la crisis sanitaria, la llamada “revolución 4.0”, con aplicaciones que permiten tener libertad de horarios, configurando un gran desafío en las organizaciones que buscan reclutar más colaboradores.

Según cifras entregadas por el Centro de Microdatos de la Universidad de Chile, hace algunos días, la tasa de desempleo en el Gran Santiago llegó a un 10,1%, presentando una mejoría en lo que respecta al 10,3% informado a principios de año. Eso sí, el número que inquieta es el aumento en los llamados inactivos, categoría que alcanzó un total de 2.663.191 personas sin una actividad laboral registrada, presentando un alza de 2,5% durante este trimestre, incremento que se explica, según los www.taloo.cl, plataforma digital de Employer Branding, por razones que van desde la llamada “Revolución 4.0”, las ayudas del gobierno como el IFE y los cientos de emprendimientos que han nacido en pandemia.

En un fenómeno que es mundial, y que se ha experimentado en países como Estados Unidos, las ayudas sociales para paliar los efectos económicos que pueda haber generado la pandemia en los hogares, han traído consigo que un número no menor de personas desestime la idea de volver a emplearse en una compañía de manera formal, lo que no está permitiendo que las empresas puedan llenar los cupos de las ofertas laborales que solicitan.

Al respecto, Fernando Rubio, fundador de Taloo, comenta que “esta tendencia es cada vez más fuerte y responde a que, por un lado, hay quienes han preferido esperar y privilegiar el tiempo en familia, gracias al sustento que las ayudas estatales -entregadas como emergencia- debido a la pandemia, les pueden brindar aún, mientras que, por otro lado, están quienes han aprovechado tanto las ayudas como los retiros del 10% de los fondos previsionales, para iniciar emprendimientos e independizarse. Otro punto a destacar es lo que ocurre con la llamada industria 4.0, con la integración de nuevas tecnologías a distintos procesos, incluido el teletrabajo, también, por ejemplo, hoy muchas personas han optado por trabajar en aplicaciones de delivery, ya que consiguen independencia a nivel de tiempos e ingresos similares o hasta más altos que en sus labores anteriores. Por esto, hoy las empresas enfrentan un desafío importante, para conquistar a ambos grupos y así sumarlos como talento a sus organizaciones”.

Herramientas de conquista

Según el experto de Taloo, Fernando Rubio, hay cuatro ítems importantes que las empresas deben empezar a considerar para hacer atractivas a sus organizaciones, frente a los ojos de los potenciales trabajadores:

·         Oferta atractiva: Los beneficios que se ofrecen a los colaboradores simbolizan cuánto valor se les asigna como profesionales, por lo que, usualmente, el porcentaje de beneficios monetarios que recibirá como trabajador, es el primer punto que considerará, y el que determinará si desea quedarse en la empresa.

·         Modernización: Contar con posibilidades de capacitación dentro de la empresa para  impulsar el desarrollo profesional dentro del cargo y que, a su vez, estimula el liderazgo individual, a través de programas de reconocimiento, o contar con una comunicación efectiva por medio de múltiples canales, en el caso del teletrabajo, es algo muy bien valorado por los potenciales colaboradores.

·         Cultura organizacional: Encontrar puntos en común con la empresa, ya sea en valores u objetivos estratégicos, creará de forma inmediata, un sentido de pertenencia hacia la compañía, lo que motivará y potenciará las ganas de realizar un trabajo que genere beneficios tanto para la compañía como para el trabajador. Para esto, es importante que la organización comunique desde un punto de vista humano su proyecto.

·         Procesos de selección: Es importante especificar puntos importantes desde el inicio de las conversaciones con el potencial colaborador, como el perfil del cargo, beneficios económicos, incentivos, compensaciones, cultura interna, etc. Hay que ser específicos y honestos para que la persona, una vez seleccionada, esté consciente de su labor dentro de la compañía y de todo el panorama que asumirá una vez que decida formar parte de la misma.

Para más información, visita: https://www.taloo.cl

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí