Por qué continuar con el negocio familiar y cómo mejorarlo

0
242

Más de un emprendedor se ha encontrado con el duro predicamento de seguir o dejar atrás el negocio familiar. Razones para pensar en este dilema podrían ser muchas, pero la principal será siempre la falta de ingresos. Y aunque seguramente se habrán implementado diversas estrategias de salvamento financiero como los préstamos para negocios, lo cierto es que se necesita mucho más que capital para rescatar un negocio así. Entonces, ¿cómo puedes rescatar el negocio familiar y hacerlo crecer?

Antes que nada, ¿el negocio familiar vale la pena?

Desde tiempos inmemoriales, la familia se constituyó como la primera organización humana. Por ello, una empresa familiar puede considerarse como la forma más antigua de organización empresarial y el actual núcleo sobre el que orbita el tejido empresarial de cualquier región.

De acuerdo con el Instituto de la Empresa Familiar de España, tan sólo en Estados Unidos, este tipo de negocios representa el 80% del total de todas las empresas. En tanto, en la Unión Europea los negocios familiares ocupan el 60% de todo el panorama empresarial actual.

Entonces, ¿cómo manejar correctamente el negocio familiar?

El correcto manejo de un negocio familiar no solo implica un compromiso individual y en conjunto, también debe incluir un acuerdo mutuo en la toma de decisiones sin tocar el seno sentimental o emocional del grupo.

Además de esto, un negocio familiar debe centrarse en otro tipo de facetas:

  • Desarrollar políticas familiares para anticipar problemas.
  • Ponerse de acuerdo sobre los métodos para conciliar conflictos.
  • Fortalecer cada sector del negocio con la ayuda de asesores externos.

Beneficios de tener un negocio familiar

Mayor calidad en el servicio

Una empresa familiar tiende a brindar una mayor calidad y trato personalizado a cada cliente. Esto no solo genera una mayor presencia de marca sino que también ayuda a mejorar la experiencia al cliente.

Apoyo gubernamental

Un negocio familiar bien establecido es un potencial candidato para obtener apoyos como los préstamos para negocios, que son comunes para minorías y otras personas que pueden carecer de recursos para hacer más exitoso el negocio. Este tipo de créditos pueden ayudar en el crecimiento de la empresa, crear extensiones del mismo o fortalecer lo que ya está establecido.

Ahorro en costos de operación

Que toda una familia se encuentre involucrada en un negocio familiar es una manera efectiva de autoemplearse. Esto no solo ayuda a ahorrar gastos de personal, sino que también se puede reinvertir este ingreso en la mejora de la empresa.

Evita estas trampas para no afectar el negocio familiar

Cuida la inclusión de familiares en puestos clave

Muchas veces los puestos son asignados de acuerdo al vínculo familiar en vez de una preparación adecuada. Consecuente a esto, diversas áreas de la empresa pueden verse afectadas llegando a modificar el crecimiento de la empresa.

Mantén una regulación en el comportamiento 

El negocio familiar puede caer en un estado de caos cuando el líder es sumamente permisivo en cuanto a las actitudes de sus familiares. Lo mejor es contar con un protocolo familiar para establecer acuerdos y reglas.

Aleja los problemas emocionales

Los conflictos emocionales suelen estar presentes en más de una ocasión durante la operación de una empresa. Ante esto, es prioridad poner en primer lugar el negocio cuando se encuentren en un entorno empresarial.

Estrategias para mejorar el negocio familiar

1-. Construye lazos entre generaciones

Es importante que los líderes de la familia mantengan una constante comunicación e interacción con otros miembros para solucionar problemas y llegar a acuerdos.

2-. Identifica los valores de la familia

Tal como una empresa cuenta con su misión y visión, tu negocio debe reflejar los valores de tu familia en la toma de decisiones, la cultura de la empresa y las operaciones de la misma.

3-. No temas invertir y pedir apoyo financiero

Se han desarrollado, a lo largo de los años, demasiadas estrategias para hacer exitosos los negocios, incluso para aquellos que cuentan con poca documentación si están en un país extranjero, por ejemplo, los préstamos para negocios están hechos para que una empresa tenga un mayor control en las estimaciones de ingresos y ventas y así establecer una ruta para el retorno de capital.

Una empresa, una familia

Aunque una empresa y familia puedan parecer conceptos diferentes, lo cierto es que cada una depende de la otra. Son en pocas palabras, este tipo de negocios, las organizaciones que mantienen unida a la sociedad actual.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí