Sector inmobiliario: El momento de invertir es ahora

0
307

Por: Max Schnitzer, gerente general de Alpha Inmobiliaria

El sector inmobiliario se ha visto fuertemente golpeado en el último tiempo: comenzamos el 2019 con el estallido social y luego en 2020 con el inicio de la crisis sanitaria por la pandemia por COVID-19.

Si bien hemos podido salir delante de todos estos embates, lo que hoy  estamos mirando con preocupación es el quiebre de stock de materiales de la construcción, que tendrá, sin dudas, una repercusión en el ámbito inmobiliario. Debemos decir que,  de mantenerse este panorama, las consecuencias serán cada vez menos favorables para los inversionistas, lo que puede derivar en una caída considerable en la demanda de inmuebles como activo, aun así han aumentado las ventas de inmuebles, no sabemos si será permanente.

Con el objetivo de entregar una perspectiva  del mercado proveedor de insumos en época de pandemia y aportar a la planificación de las compañías del rubro, se realizó el estudio “Stock y Precios. Materiales y Artefactos”, impulsado por el Comité de Industriales y Proveedores (CIP), donde participaron 61 empresas socias de la Cámara Chilena de la Construcción.

¿Qué es lo que pudimos ver de esta investigación? Que el fierro y la madera presentan los mayores quiebres de stock y presentan un alza importante en sus precios, siendo la madera el material con mayor aumento, el que va entre un 20% y un 25%.

Sabemos que los factores causantes de esto se deben primero a la pandemia, porque con las restricciones se produjo un menor flujo de movilidad, lo que afectó a los productores de algunos insumos específicos. Por otra parte,  una vez que se levantaron muchas prohibiciones y que las constructoras comenzaron a edificar, se generó una demanda más grande que la oferta de materiales disponibles.

Lo que sucederá frente a esta situación no es desconocido para nadie: se llevará al precio final del consumidor, donde mayores costos se traducirán en mayores precios, y se traspasará en forma paulatina, en el mediano plazo, al consumidor final.

Junto con esta escasez de insumos, otros componentes, tales como los permisos de edificación, están contribuyendo de igual forma a una baja oferta de inmuebles, lo que también impacta en el valor del mercado.

Es por eso que los inversionistas deben saber que los costos de construcción no se pueden calcular en forma precisa, no se sabe con seguridad cómo la curva de precios seguirá subiendo. Los márgenes no son tan grandes para amortiguar cualquier alza.

Lo más aconsejable es comprar ahora, para aprovechar que todavía las tasas de créditos hipotecarios que a pesar de haber subido aún están bajas y,  de esta manera, asegurar el precio de hoy, para evitar comprar un 10% más caro dentro de un año.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí