Por segundo año consecutivo se suspende el Festival de Viña, y alcaldesa afirmó que “buscaremos ser compensados por parte de los canales”

Dentro de las razones expuestas por parte de los representantes de los canales, se destacó la falta de certezas para explotar la concesión, al no tener la seguridad sobre la presencia de público y el aforo estimado, además de las cuarentenas de los artistas y la contratación de seguros.

0
216

Luego de una tensa reunión el concejo municipal aprobó la solicitud de Canal 13 y TVN para suspender por segundo año consecutivo, a causa de la pandemia de Covid-19, el Festival de Viña del Mar, por 9 votos a favor y 1 en contra.

Dentro de las razones expuestas por parte de los representantes de los canales, se destacó la falta de certezas para explotar la concesión, al no tener la seguridad sobre la presencia de público y el aforo estimado.

Respecto a esto último, el representante de Canal 13 recordó que en Fase 4 del plan Paso a Paso sólo se autoriza una capacidad de 5.000 personas, vale decir el 35% de la Quinta Vergara. Llevado esto a un plano económico, los canales reciben por venta de entradas cerca de $5.012 millones con la capacidad del anfiteatro a tope, cifra que sólo llegaría a $1.754 millones con el aforo de un 35%.

Otras de las indicaciones presentadas, fue la excepción que deberían tener los artistas para efectuar las cuarentenas, situación que se complica debido a la interacción que tienen con el público y la producción. También como argumento se presento la imposibilidad de la venta de alimentos, situación que afectaría a los auspiciadores, como también la imposibilidad de contratar seguros de No Show, “imprescindibles para la ejecución del Festival”, y que se contratan con seis meses de anticipación.

Tras la exposición, se procedió a votar, resultando nueve votos a favor de la propuesta de suspender la edición 62 del Festival Internacional de la Canción de Viña del Mar 2022, en contra de un rechazo a esta iniciativa. Aprobaron Sandro Puebla (IND-PS), Nicolás López (PC), Nancy Díaz (IND-FA), Pablo González (PC), Jorge Martínez (UDI), Carlos Williams (RN), Alejandro Aguillera (CS), Antonia Scarella (UDI) y Tomás de Rementería (PPD); mientras que el único rechazo estuvo por parte del concejal René Lues (DC).

Por parte de los concejales no se descartó tomar acciones legales contra los canales, de este modo se buscaría caducar la concesión que se encuentra vigente.

Al respecto, la alcaldesa de Viña del Mar, Macarena Ripamonti, señaló que una de las opciones era “entrar en una afrenta judicial, con todas las de perder frente a los canales de televisión y sin poder de todas maneras realizar nuestro Festival este verano por las complicaciones externas que significan realizarlo conforme a las bases y la imposibilidad que significa por el Covid-19 hoy en día”.

En ese sentido, explicó que “el modelo del Festival de Viña supone que se tiene que hacer con un estándar que siempre cada año tiene que ser mayor y mejor al anterior, y esto significaba un detrimento en los términos culturales a como entendemos hoy en día al Festival”, ,ello, considerando “lo que significa en términos económicos para la ciudad, pero lo que también significa en términos afectivos de nuestro patrimonio cultural y que hay que cuidarlo”.

Lo que se decidió hacer es salir con una alianza estratégica con los grandes canales de televisión, para que Viña del Mar se transforme en el centro de actividades culturales. Para esto los canales de televisión deben trasladar los eventos a la ciudad para poder hacer más visible como destino”, explicó a continuación

Añadió también que “buscaremos ser compensados por parte de los canales, ya que la suspensión del Festival no solo afecta el evento, si no que a toda la ciudad, ya que las parrillas programáticas de televisión deben transformar a Viña en uno de los principales destinos turísticos en temporada de verano”.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí