Click & Collect

0
395

Por Felipe Porter, VP of Sales de Beetrack

Si bien las compras en línea se están convirtiendo en la norma para la mayoría de los consumidores en Chile, con el avance de la pandemia, el comercio electrónico ha transformado la naturaleza de las compras, reduciendo las emisiones de la huella de carbono de los vehículos de reparto, mejorando  los niveles de satisfacción del cliente y generando ingresos adicionales para los emprendedores y mayoristas.

Es así que la modalidad Click & Collect, para cualquier negocio que esté operando virtualmente -debido a las restricciones del COVID-19- facilita una mayor comunicación con el comprador, asegura que nunca más se pierda una entrega, que los costos sigan siendo asequibles, otorgando al cliente la opción de saber en todo momento en qué estado se encuentra su pedido: fidelizando al consumidor, ofreciéndole la libertad y comodidad de recoger productos a su conveniencia, optimizando la rotación de existencias y, a la vez, poniendo foco en la última milla como pieza clave para aumentar la transparencia y brindar una experiencia de entrega memorable.

Porque el aumento de los clics vinculado al crecimiento general del comercio electrónico dentro de Chile sigue la tendencia global que comenzó en Estados Unidos y en Europa, se puede atribuir a Click & Collect la política de fácil devolución, los servicios rápidos, la comodidad para ese cliente que necesita ciertos productos con urgencia y no tiene tiempo para explorar en busca de los mismos y los gastos mínimos de entrega que proporcionan una experiencia óptima de compra para esos clientes que esperan recoger su pedido en la tienda más cercana a su domicilio, incluso en cuestión de minutos.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí