Al cura Felipe Berríos le llueve sobre mojado: Aparecen nuevas denuncias por connotación sexual

Dos de las nuevas víctimas ratifican lo denunciado por la primera mujer que lo acusó, mientras que las otras dos son dos nuevas afectadas por lo que los jesuitas denominaron "connotación sexual" del sacerdote.

0
445

Luego de una semana para el olvido para el cura jesuita Felipe Berríos, ahora nuevamente vuelve a movérsele el piso, debido a que aparecieron nuevas denunciantes en su contra por connotación sexual y que apoyan a la primera mujer que lo apuntó públicamente, mientras que las otras dos son nuevas víctimas.

De acuerdo a lo que consigna La Segunda, la Fundación para la Confianza está recopilando los antecedentes de las nuevas víctimas quienes tenían 14 y 17 años cuando ocurrieron los hechos denunciados.

Además, se indica que estas mujeres se reunirán con la abogada instructora nombrada por la Compañía de Jesús, María Elena Santibáñez, quien tiene a cargo la investigación canónica en contra del sacerdote.

 En cuanto a la primera denunciante, de acuerdo a lo que señala el diario vespertino, su familia pidió que no se avanzará en una investigación penal, debido a que estiman que el caso debe ser resuelto al interior de la Iglesia Católica.

Además, se indica que los nuevos testimonios que recopiló Santibáñez estarían en la misma línea que lo expuesto por la denunciante anterior, por lo que se podría establecer un patrón en el comportamiento de Berríos.

En tanto, el cura apuntado por las víctimas ha mantenido silencio hasta el momento, con excepción de su declaración que hizo cuando se conoció el primer caso por el que está siendo investigado y donde precisó que “haré todo lo que sea necesario por aclarar los orígenes”.

Asimismo, los jesuitas comunicaron el pasado 3 de mayo que “mientras se realiza la investigación canónica el Provincial dispuso la suspensión del ejercicio público del ministerio sacerdotal de Felipe Berríos”.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí